Definición de acento diacrítico

Se denomina acento a la articulación de la voz que posibilita resaltar, mediante la pronunciación, una sílaba de una palabra. Dicha distinción entre las sílabas se puede conseguir a través de la utilización de un tono más elevado o de una mayor intensidad.

Acento diacrítico

Es posible diferenciar entre distintas clases de acento. En esta oportunidad nos centraremos en el acento diacrítico, también conocido como acento enfático debido a que apela al énfasis en la pronunciación para diferenciar entre dos términos.

El acento diacrítico, que en la escritura requiere el uso de la tilde (una raya oblicua), permite distinguir entre una sílaba tónica y una sílaba átona, contribuyendo a que se diferencien dos significados.

Es habitual que el acento diacrítico se emplee con monosílabos que se utilizan de distinto modo. Podemos analizar el caso de más. Si esta palabra monosílaba lleva el acento diacrítico con su tilde correspondiente, se trata de adverbio comparativo: “Walter es más joven que Daniel”, “La superficie argentina es más grande que la chilena”. En cambio, cuando mas no lleva acento diacrítico, es una conjunción: “Manifesté mi intención de dejar el cargo, mas no me lo permitieron”, “Iría a buscarte ya mismo, mas no puedo”.

Entre los monosílabos, nos encontramos con una larga lista de ejemplos en los que se tiene que recurrir al uso del acento diacrítico para poder conseguir la diferenciación que necesitamos. Ejemplos de eso son los siguientes:
-De / Dé. En el primer caso no lleva tilde porque se trata de una preposición y en el segundo sí porque es una forma verbal del verbo “dar”.
-El / Él. El primer término carece de este acento porque ejerce como artículo simplemente. El segundo sí lo lleva porque se utiliza como pronombre personal.
-Te / Té. El primero no cuenta con acento diacrítico porque funciona como pronombre personal, mientras que el segundo sí lo lleva porque ejerce como sustantivo. En concreto, esta segunda palabra viene a darle nombre a la infusión típica de Gran Bretaña.

El uso del acento diacrítico también aparece en los pronombres exclamativos y en los pronombres interrogativos, para diferenciarlos de las conjunciones y de los pronombres relativos. La palabra cuándo, con acento diacrítico, es un pronombre interrogativo: “¿Cuándo me devolverás el dinero?”. Cuando, sin acento, es una conjunción: “El mes pasado es cuando hizo más calor”.

Es importante que nos quede claro que el acento diacrítico se convierte en una herramienta muy relevante a la hora de poder comprender de manera correcta los textos que tenemos delante. Y es que, entre otras cosas, va a hacer que podamos diferenciar qué significado tienen las palabras que se escriben de igual forma.

Además de lo indicado tenemos que saber que este tipo de acento que nos ocupa también juega un papel primordial en otras lenguas que no son el castellano. Así, por ejemplo, es vital en el valenciano a la hora de distinguir palabras que se escriben igual pero cuentan con significados diferentes. Y es que, como muestra, no es lo mismo “be”, que es la cría de una oveja, a “bé”, que es un adverbio de manera o que puede significar “riqueza”.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2015. Actualizado: 2017.
Definicion.de: Definición de acento diacrítico (http://definicion.de/acento-diacritico/)