Definición de continuidad

En el latín es donde podemos encontrar el origen etimológico de la palabra continuidad que ahora vamos a proceder a analizar. Emana de “continuitas”, que puede traducirse como “cualidad de no ser interrumpido” y que se encuentra compuesta por las siguientes partes:
• El prefijo “con-“, que es equivalente a “junto”.
• El verbo “tenere”, que es sinónimo de “retener” o “dominar”.
• El sufijo “-uo”, que se emplea para indicar relación.

Continuidad

Continuidad es un término que se refiere al vínculo que mantienen aquellas cosas que están, de alguna forma, en continuo. Hace un tiempo, el concepto también se empleaba como sinónimo de continuación, aunque hoy este uso es algo arcaico.

Por ejemplo: “Siguiendo con la continuidad de las noticias, vamos a pasar a otro tema: el triunfo del seleccionado nacional en territorio italiano”, “Me gustan tus dibujos, pero ten cuidado de no romper la continuidad de las líneas”, “Las cenefas o guardas permiten establecer una continuidad entre la cocina y el comedor, aunque sean dos ambientes separados”.

En el ámbito del cine y la televisión, la idea de continuidad se asocia a la sucesión lógica de distintos planos. La intención es que la continuidad no se pierda para que el espectador pueda conservar su credibilidad respecto a lo exhibido. Supongamos que, en una película, un personaje vestido con una camisa roja abre la puerta de su casa con la intención de salir al exterior. En la siguiente escena, el mismo personaje ya camina por la calle, pero su camisa ahora es azul. En este caso, la continuidad se rompe y queda en evidencia la puesta en escena del relato. Lo que busca la continuidad, en definitiva, es mantener la coherencia en el universo de ficción.

Hay que establecer que ese tipo de continuidad en el cine también recibe el nombre de raccord y que debe existir en cinco aspectos fundamentales a la hora de conseguir que no se rompa la sensación de secuencia en el espectador. En concreto, debe estar patente tanto en lo que respecta al vestuario como al escenario, al espacio, a la interpretación y también a la iluminación.

De la misma manera, podemos establecer que existe lo que se conoce como “solución de continuidad”. Este es un término que se emplea para indicar una notable falta de continuidad o una interrupción.

Tenemos que determinar que, de igual modo, existe lo que se da en llamar principio de continuidad laboral. Es un término empleado dentro del Derecho Laboral y establece que, ante cualquier tipo de duda y en base a la realidad probada, el juez instructor de un caso opta por estimar la duración del contrato laboral de la persona en cuestión en la mayor extensión posible.

Ese principio se considera que es totalmente beneficioso para el trabajador y especialmente para su economía.

Para las matemáticas, la continuidad es una propiedad de una función calificada como continua. Estas funciones continuas pueden advertirse de manera intuitiva cuando, al graficarlas, no exhiben interrupciones o vaivenes irregulares: por lo tanto, pueden dibujarse sin necesidad de levantar el bolígrafo de la hoja.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2012. Actualizado: 2015.
Definicion.de: Definición de continuidad (http://definicion.de/continuidad/)