Definición de devolución

Del latín devolutĭo, devolución es la acción y efecto de devolver. Este verbo hace mención a volver algo a su estado previo; restituir algo a la persona que lo tenía antes; corresponder a un favor; o a rechazar un encargo o un pedido por no responder a aquello que se esperaba

Devolución

Por ejemplo: “Tenemos que realizar la devolución de la mercadería defectuosa cuanto antes”, “El vendedor me dijo que no aceptaban devoluciones”, “Si no está conforme con el producto, llama por teléfono y arregla su devolución”.

La devolución puede entenderse como la restitución de algo a su estado previo. Si una persona se propone restaurar una puerta de madera, podría decirse que intentará devolver a esta puerta su antiguo esplendor. De esta manera, la puerta regresará, en lo posible, al estado previo a su deterioro.

De la misma manera, hay que subrayar que se emplea frecuentemente el uso del término devolución cuando se habla de bibliotecas. Y es que cuando un usuario decide reservar un libro para disfrutarlo en casa, se le otorga una fecha máxima de devolución. En caso de que lo entregue después de ese tiempo, tendrá que hacer frente a una sanción que se traduce en que durante varias semanas no podrá volver a “coger” ninguna publicación.

En el ámbito del comercio, la idea de devolución se aplica cuando un comprador no queda conforme con la mercadería recibida y decide regresarla al vendedor, a cambio de que le entreguen nuevamente el dinero que había desembolsado en la compra. Supongamos que un sujeto compra una cortadora de césped en una tienda donde ofrecen “satisfacción garantizada”, ya que si el comprador no está conforme con las prestaciones de la máquina, puede devolverla y recuperar su dinero. Este comprador, por lo tanto, prueba la cortadora durante varios días pero no queda satisfecho. Entonces decide regresar a la tienda con la máquina y, al concretar la devolución, recibe su dinero de vuelta.

Existen muchas empresas que cuentan con un propio servicio de atención al cliente especializado en lo que sería la devolución de artículos. En concreto, en los últimos años esto se ha debido fundamentalmente al hecho de que se producen muchas compras por Internet que luego se rechazan por no ajustarse completamente el producto a lo que se esperaba.

La gran superficie El Corte Inglés, de España, es un claro ejemplo de lo que exponemos. Así, da la posibilidad de proceder a la devolución gratuita a través de sus establecimientos físicos o bien desde el propio domicilio, lo que sí supone un cierto gasto económico.

Con billetes de tren, servicios de telecomunicaciones o ropa también se puede proceder a la mencionada devolución que, en la mayoría de los casos, trae consigo hacer frente a un coste determinado.

La noción de devolución tributaria, por último, refiere a la restitución de cantidades ingresadas de manera indebida que realiza la Hacienda pública a los contribuyentes.

En la mayoría de las ocasiones esas devoluciones que lleva a cabo Hacienda se producen a raíz de que la persona en cuestión haya visto modificadas determinadas situaciones personales o familiares así como profesionales que requieran “ajustar cuentas”.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2012. Actualizado: 2014.
Definicion.de: Definición de devolución (http://definicion.de/devolucion/)