Definición de ola

Un origen etimológico incierto es el que parece que tiene el término ola. No obstante, una gran mayoría de expertos en la materia sostienen que procede del francés, de la palabra “houle” que significa “ondulaciones del mar”. No obstante, esta a su vez no se sabe con certeza si emana del griego “holoos”, que es sinónimo de “desastroso”, o del árabe “haul”, que puede traducirse como “agitación del mar”.

Ola

Se conoce como ola a la onda que se crea sobre la superficie acuática, generalmente en el océano. Las olas se producen como consecuencia del viento, que ejerce una fuerza sobre el líquido. Este fenómeno tiene lugar en cualquier espejo de agua, ya sea una laguna, un río u otro, aunque es más notorio en el mar ya que el espacio disponible para que la ola se forme es más amplio.

A diferencia de lo que podría pensarse, las olas no siempre se forman a escasos metros de la costa. En muchas oportunidades, las olas empiezan a desarrollarse a varios kilómetros de distancia de la playa hasta que rompen en la arena.

La profundidad acuática, el área sometida al viento y la velocidad de éste son algunos de los factores que inciden en el mayor o menor tamaño de cada ola. Cuando las olas son grandes, pueden emplearse para la práctica del surf, un deporte acuático muy popular.

Los apasionados de este deporte lo que intentan es poder disfrutar del mar y de su pasión favorita consiguiendo “cazar” a la ola más grande. En este sentido, los surfistas más arriesgados y atrevidos apuestan por ciertos lugares del mundo donde les es más fácil cumplir ese objetivo, gracias a la altura de las olas del mar:
• Nazaré. Al norte de la ciudad portuguesa de Lisboa se encuentra esta pequeña población de pescadores que ha llegado a contar con olas de hasta 30 metros de altura.
• Isla de Maui. En Hawai es donde se ubica este otro territorio, que también ha alcanzado esa mencionada altura anterior.
• Pipeline. Uno de los enclaves favoritos para los amantes del surf es este, situado también en Hawai. En este caso, podemos decir que en la década de los años 60 se llegaron a encontrar olas de hasta 50 metros de altura.
• Mavericks. Esta playa californiana es, de igual modo, una de las más visitadas por este deporte acuático. Y es que en ella lo habitual es que las olas alcancen un mínimo de 2 metros y un máximo de 15 metros.

Es importante destacar, de todos modos, que hay olas cuyo mecanismo de formación es diferente. Cuando se produce un tsunami por un sismo que acontece en el fondo del océano, suelen producirse olas inmensas que no tienen que ver con la acción del viento.

La idea de ola, por otra parte, puede hacerse referencia a un fenómeno del clima que modifica las condiciones de un lugar (“La ola de calor no cesa en la ciudad”), al movimiento simultáneo de muchas personas (“Una ola de gente invadió las plazas”) y a la tendencia que se impone (“El país albergará una ola de conciertos de música pop”).

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2012. Actualizado: 2015.
Definicion.de: Definición de ola (http://definicion.de/ola/)

Definiciones Relacionadas