Definición de pared celular

En el latín es donde podemos encontrar el origen etimológico del término pared celular. Y es que las dos palabras que lo componen derivan de dicha lengua:
• Pared emana de “paries”, que puede traducirse como “pared”.
• Celular, por su parte, es fruto de la evolución de “celullaris”, que significa “relativo a las células” y que se encuentra compuesto por tres partes claramente diferenciadas: “cella”, que es sinónimo de “celda”; el sufijo “-ula”, que es diminutivo; y el sufijo “-ar”, que se usa para indicar “relativo a”.

Pared celular

El término latino parĭes derivó en pared, una palabra de nuestra lengua que tiene varias acepciones. Puede tratarse de un muro o de aquello que aporta un límite a una superficie o cuerpo. Celular, por su parte, es el adjetivo que señala lo que está vinculado a las células (el elemento fundamental de un ser viviente) o que menciona a un teléfono móvil.

La pared celular, por lo tanto, es aquello que recubre las células procariontes y de las células de las plantas. Se trata de un manto rígido que se sitúa fuera de la membrana plasmática, contribuyendo a formar la estructura de la célula y brindando protección a sus componentes. Se dice que la pared celular se encarga de la mediación entre la célula y su entorno.

Las particularidades de la pared celular varían según el organismo en cuestión. Puede tratarse de una capa de quitina (en el caso de los hongos), celulosa (plantas), peptidoglicano (bacterias) u otros materiales.

En concreto, en el caso de las especies vegetales podríamos decir que la pared celular cuenta con las siguientes funciones:
• Se encarga de proteger lo que son los contenidos que tiene la célula.
• Las protege de distintas enfermedades.
• Se encarga de regular lo que es el crecimiento de citadas plantas, ya que contiene las moléculas especializadas en esa tarea.
• Consigue otorgar total y absoluta rigidez a lo que es la estructura celular.
• Les dota de un sistema poroso que es el que procede a distribuir correctamente el agua y a hacerla circular de la mejor manera posible. Esta función hay que establecer que también la lleva a cabo con minerales y otras sustancias como nutrientes.

Las paredes celulares de los hongos otorgan dureza a su estructura y permiten conservar la forma. Además funcionan como barrera para impedir que ingresen elementos tóxicos al hongo.

En el caso de la pared celular bacteriana, tendríamos que decir que existen dos tipos de ellas: las gramnegativas y las grampositivas.

En las plantas, la pared celular brinda soporte y puede dividirse, dependiendo la especie, en pared primaria (que se adapta al desarrollo de las células), secundaria (el sector más cercano a la membrana plasmática) y laminilla media (el espacio que vincula las paredes celulares primarias de un par de células ubicadas con contigüidad).

Las bacterias y las algas también cuentan con paredes celulares con características y componentes específicos.

En concreto, en el caso de las algas podemos exponer que su pared celular se encuentra compuesta de polisacáridos, celulosa o glicoproteínas, por ejemplo.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2013. Actualizado: 2015.
Definicion.de: Definición de pared celular (http://definicion.de/pared-celular/)