Definición de rescindir

Del latín rescindĕre, rescindir es dejar sin efecto un contrato o una obligación. La acción y efecto de rescindir se conoce como rescisión. Por ejemplo: “El jugador confesó que desea rescindir su contrato con el club para marcharse a Europa”, “Rescindir el contrato del entrenador es una opción demasiada costosa para este equipo”, “La cláusula de rescisión supera los diez millones de euros”.

Rescindir

La acción de rescindir supone cancelar o anular un acto jurídico que se había tomado previamente. La rescisión requiere de una declaración judicial que actúe sobre la mencionada obligación.

Los límites o alcances de la rescisión dependen de cada legislación. Por lo general, la persona a cuyo favor remite el contrato o la obligación jurídica es quien tiene la facultad de rescindirlo. La otra parte, de todas formas, también puede solicitar la rescisión del contrato cuando existe alguna razón que así lo amerite. Será la Justicia, en última instancia, quien deba decidir sobre la viabilidad y correspondencia de la interrupción del contrato.

Cuando se solicita la rescisión de un contrato, es frecuente que se esgrima un incumplimiento de las condiciones. Si eso se comprueba, la parte afectada puede exigir un resarcimiento porque las faltas de la contraparte llevaron a que el contrato se extinga antes del plazo previsto.

Existen diversos motivos que pueden llevar a rescindir un contrato. No obstante, entre los más significativos se encuentran los siguientes:
• Fraude.
• Falta de capacidad. Esta situación viene a dejar patente que se podrá poner fin directamente al citado contrato cuando una de las dos partes no tiene la capacidad que se consideraba que poseía para acometer las funciones que le correspondían según dicho documento.
• Errores materiales por parte de las dos partes implicadas.
• Cuando el contratador o el contratado no puede hacer frente a las responsabilidades u obligaciones que se le habían encomendado.
• No menos importante es establecer que, en muchas ocasiones, se produce la rescisión del contrato por una de las dos partes al considerar que la otra no ha cumplido con lo que se había establecido.
• La ilegalidad igualmente es otra de las razones de peso para tomar la decisión de hacer que el acuerdo contractual se rompa.

No obstante, además de los motivos que existen para rescindir el contrato, es importante saber los pasos que se hace necesario cumplir para realizar dicha operación. En este sentido, además de determinar la causa que puede permitir llevar a cabo aquella, habría que destacar que es imprescindible negociar con la otra parte y hacer uso de la cláusula de rescisión en el caso que fuera necesario.

Todo ello sin pasar por alto tampoco que todos los expertos aconsejan que, ante esas situaciones, irremediablemente hay que consultar de manera previa a un abogado. Este profesional del Derecho será el que puede determinar cómo rescindir el contrato así como las consecuencias legales que eso pueda suponer.

En el ámbito de los deportes, suele hablarse de rescisión del contrato cuando un jugador o un entrenador no alcanzan el rendimiento o los resultados previstos y, por lo tanto, se decide finalizar la obligación contractual. Con frecuencia, la rescisión se produce de común acuerdo y ninguna de las partes demanda a la otra.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2011. Actualizado: 2014.
Definicion.de: Definición de rescindir (http://definicion.de/rescindir/)

Definiciones Relacionadas