Definición de socio

Del latín socĭus, socio es el individuo que se une a otro para desarrollar algo en conjunto. Las personas que se vinculan con un objetivo en común (es decir, que se asocian) forman una sociedad.

Socio

Por ejemplo: “Necesito un socio para poder llevar a cabo este proyecto”, “Estamos en problemas: un socio se retiró de la empresa y no tenemos más capital”, “Esta tarde tengo una reunión con nuestros socios de Brasil”.

En este sentido es muy importante reconocer que todo socio de una empresa o sociedad cuenta con una serie de derechos y, por supuesto, de obligaciones en base a la legislación y también en función de la forma societaria que se haya elegido.

Por ello, de manera básica, y partiendo de estas características, podemos establecer que existen dos clases fundamentales de participación en las distintas empresas. Así, por un lado, está la llamada participación paritaria que es aquella que se produce en el seno de una cooperativa, por ejemplo. En la misma, por tanto, todos los socios son iguales, cuentan con los mismos derechos y a la hora de votar cuestiones de diversa índole, cada uno de ellos posee un único voto.

En segundo lugar, está la participación en base a la aportación de cada uno de los socios. En las llamadas sociedades mercantiles son en las que tiene lugar aquella que deja patente que no todos los socios son iguales pues cada uno tiene un peso en base a la aportación de capital que haya llevado a cabo. Eso a su vez se traduce en que quien más dinero haya invertido en la misma cuenta también con más poder de decisión.

Existen diversas clases de socios. Los socios industriales son quienes participan de las ganancias de una empresa gracias a su aporte de conocimientos o trabajo, pero sin contribuir con capital.

Distinto es el caso de los socios capitalistas, que inyectan dinero a una compañía con el objetivo de, en el futuro, obtener una mayor cantidad a través de ganancias o intereses.

Cuando los socios de una sociedad disponen de los mismos derechos y de la misma cuota de participación, suele tratarse de un club o de una cooperativa. En estos casos, cada socio tiene derecho a emitir un voto en la toma de decisiones. Si, en cambio, los derechos están determinados por los aportes realizados, se trata de una sociedad mercantil.

Otra clasificación habla de socios con responsabilidad limitada (asumen una responsabilidad ante la ley de acuerdo al capital aportado a la sociedad) o socios con responsabilidad ilimitada (que tienen la obligación de asumir lo que debe la sociedad con su patrimonio, tanto presente como futuro).

Socio, por otra parte, es un elemento compositivo que menciona lo social o a la sociedad: “Las distintas regiones de nuestro país presentan grandes diferencias socioculturales”, “El nivel socioeconómico europeo no puede compararse con el latinoamericano”.

En el ámbito del cine hay que subrayar que existen varias producciones que han tomado el término que nos ocupa para establecer sus títulos. Así, por ejemplo, existe la película Socios, del año 1982. En ella, protagonizada por John Hurt y Ryan O´Neal, se cuenta como dos hombres policías deberán hacerse pasar por pareja para intentar esclarecer el asesinato de un homosexual.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2009. Actualizado: 2012.
Definicion.de: Definición de socio (http://definicion.de/socio/)