Definición de veda

A la hora de determinar el origen etimológico del término veda tenemos que retrotraernos en el tiempo. Concretamente tenemos que marcharnos hasta el latín pues allí descubrimos de qué palabra procede aquel: vetare, un verbo que puede traducirse como “prohibir por ley”.

Veda

Veda es la acción y efecto de vedar (prohibir algo por ley o mandato). El término también se utiliza para nombrar al espacio de tiempo en que están prohibidas (vedadas) la caza y la pesca. En este sentido, la veda suele aplicarse para evitar la depredación de los recursos naturales y para permitir la reproducción (y, por lo tanto, la subsistencia) de los animales.

Por ejemplo: “Mañana comienza la veda de pejerreyes en el Lago San Jorge”, “Un barco chino fue acusado de violar la veda en aguas territoriales estadounidenses”, “La caza de zorro se encuentra vedada en estas tierras”.

Tampoco hay que olvidarse la existencia de la organización sin ánimo de lucro llamada VEDA, Voluntarios en Defensa de los Animales, que lleva funcionando en Bolivia desde la década de los años 90.

Se conoce como veda electoral al periodo en el cual rigen diversas prohibiciones legales vinculadas a la propaganda política ante la inminencia de elecciones. Lo habitual es que la veda electoral comience algunos días antes del sufragio y concluya unas horas después, con el objetivo de dejar el tiempo necesario para que los ciudadanos puedan reflexionar y decidir su voto sin influencias.

En el caso de España, la veda electoral establece, por ejemplo, que la campaña durará un máximo de quince días y que la misma debe terminar para poder permitir que exista una jornada de reflexión, durante la cual ningún medio de comunicación abordará ninguna información relativa a los partidos políticos y sus respectivos programas.

La veda electoral también intenta minimizar el riesgo de incidentes entre militantes de distintos partidos políticos durante las elecciones. Se prohibido acudir al centro de votación con pancartas partidarias o realizar manifestaciones públicas a favor de los candidatos.

Otra normativa de la veda electoral es la prohibición de venta de bebidas alcohólicas, para evitar que se pueda tentar a los votantes con alcohol y que, de esta forma, terminen sin acudir a emitir su sufragio por no encontrarse en condiciones.

Se denomina veda, por último, a cada uno de los libros sagrados sánscritos que conforman la base de la tradición religiosa del hinduismo.

Concretamente estos son el “láyur-veda”, el “rig-veda”, el “sama-veda” y el “átharva-veda” que corresponden respectivamente al uso del sacrificio, el recitar de tipo poético, los cánticos y los rituales.

En este sentido tampoco podemos pasar por alto la existencia de una religión conocida como vedismo, que es anterior al hinduismo y que se sustenta en esos mencionados cuatro documentos. En torno al siglo VI a.C parece ser que fue cuando se produjo el fin de aquella, que fue muy estricta en determinados aspectos.

Así, por ejemplo, se ha sabido que se tenía como máxima a cumplir el que los citados vedas sólo se podían transmitir de manera oral. Hasta tal punto se tenía como principio básico aquel que se establecía que quien los pusiera por escrito sufriría una terrible maldición.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2010. Actualizado: 2013.
Definicion.de: Definición de veda (http://definicion.de/veda/)