Definición de exclamación

Exclamación es un término con origen en el latín exclamatĭo. Se trata de una expresión o voz que refleja una emoción o una exaltación del ánimo. Por ejemplo: “Al sentir el pinchazo, el niño lanzó una exclamación”, “No pude contener una exclamación al ver cómo el agua comenzaba a brotar”, “La exclamación de Juana demostró que no sabía nada de la sorpresa que le habían preparado sus familiares”.

Exclamación

Las exclamaciones pueden asociarse a gritos u otras voces que revelan alegría, enojo, asombro, indignación, pena u otros tipos de afectos. Si un hombre se entera que va a convertirse en padre, puede exclamar frases como “¡Qué alegría!”, “¡No lo puedo creer!” o “¡Es una bendición!”.

Una persona que observa cómo se está derrumbando un edificio, puede exclamar “¡Oh Dios mío!”, “¡Cuidado!” o “¡Aléjense de allí!”, distintas exclamaciones que expresan su asombro o que pretenden alertar a la gente.

Las exclamaciones también pueden ser interjecciones u onomatopeyas como “¡Ay!”, “¡Uh!”, o “¡Zas!”.

Para la retórica, la exclamación es una figura que se manifiesta con la expresión, en forma exclamativa, de una consideración mental o de un cambio del ánimo.

Exclamación, signo de exclamación o signo de admiración (“¡”, “!”), por último, es el signo que se utiliza para enfatizar una expresión en el lenguaje escrito. En la mayoría de los idiomas, sólo se utiliza para cerrar la frase, pero en castellano también se usa el signo de apertura que se coloca al inicio.

Además de estos datos, también merece la pena destacar estos otros que deben ser tenidos muy en cuenta a la hora de utilizarlos correctamente en cualquier texto:
• El signo que se encargue de abrir la exclamación debe llevar el punto en la parte superior y el que la cierre en la parte inferior.
• Detrás de un signo de exclamación que se encargue de cerrar una frase, es imprescindible que la siguiente palabra que aparezca tenga su primera letra en mayúscula.
• Después de un signo de exclamación, se puede usar cualquier tipo de signo de puntuación a excepción del punto. Es decir, detrás de él puede haber tanto dos puntos como coma, punto y coma o puntos suspensivos.
• Lo habitual es que se empleen en interjecciones, para indicar sorpresa, para dejar patente la ironía de un enunciado o en oraciones de carácter exclamativo.
• Es importante también tener claro que en textos de carácter literario se deja cierta libertad a la hora de escribir lo que son los signos de exclamación. Con ello nos referimos al hecho de que, sólo en esos casos, se permite utilizar o dos tres signos de ese tipo tanto para abrir un enunciado como para cerrarlo.

Además de todo lo expuesto, no podemos pasar por alto el hecho de que los signos de exclamación se pueden emplear entre paréntesis. En esos casos, lo que se consigue con ellos es incidir en la duda, en la sorpresa o en la ironía que lleva en sí el propio enunciado.

Al hallar un signo de exclamación en un texto, se debe cambiar la entonación para lograr la exclamación.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2011. Actualizado: 2014.
Definicion.de: Definición de exclamación (https://definicion.de/exclamacion/)