Definición de hibernación

La hibernación es un estado fisiológico que adoptan algunos animales para adaptarse a las condiciones meteorológicas extremas del invierno. Al hibernar, estas especies disminuyen sus funciones metabólicas para ahorrar energía.

Hibernación

El metabolismo de los animales que hibernan, por lo tanto, se reduce en pos de la conservación de la energía. La hibernación, que puede durar desde días hasta meses, implica que la temperatura corporal desciende, al igual que la frecuencia respiratoria. Las características específicas del proceso, de todos modos, dependen de cada especie.

Mientras transcurre la hibernación, el ejemplar hace uso de las reservas de energía que acumuló durante las estaciones más cálidas. Por eso puede pasar mucho tiempo sin ingerir alimentos. Al minimizar su respiración y sus pulsaciones e interrumpir las labores de digestión, el organismo gasta poca energía y recurre a sus reservas de lípidos para obtener los recursos energéticos esenciales que necesita mientras se extiende el periodo de “sueño” o “sopor” de la hibernación.

Los osos son animales que desarrollan la hibernación. Por eso, en el invierno, permanecen en este estado.

También se llama hibernación a una condición similar a la de los animales que puede generarse en un ser humano a través de fármacos. La noción además puede vincularse a la criopreservación: la utilización de temperaturas muy bajas para conservar los tejidos y las funciones celulares.

En el plano de la teoría, se supone que la hibernación o un proceso semejante podrían resultar útiles para que las personas puedan desarrollar viajes espaciales que demandan una gran cantidad de tiempo. Sin embargo, no existe ninguna tecnología capaz de generar un estado de este tipo de manera controlada y reversible.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de hibernación (https://definicion.de/hibernacion/)

Buscar otra definición