Definición de polen

Polen es un término que deriva de pollen, un vocablo latino. El concepto permite mencionar a los granos que se hallan en los órganos masculinos de las flores y que presentan los gametofitos de la planta.

Polen

El polen, por lo general, está formado por un par de células recubiertas por membranas. En lo que respecta a la estructura de un grano de polen podemos decir que se compone de dos partes fundamentales: una cubierta externa que es muy dura y que responde al nombre de exina y otra cubierta interna llamada intina. Esta se identifica porque guarda la célula que es la que contiene tanto los gametos masculinos como el núcleo.

La exina, por su parte, está formada de manera fundamental por lo que se conoce como esporopolenina, que se identifica por ser muy resistente tanto a los distintos agentes químicos como a la descomposición producida por el paso del tiempo.

A través de un proceso conocido como polinización, el polen pasa de los estambres de las flores hasta el estigma, donde se produce la germinación y fecundación de los óvulos que dan lugar a la creación de frutos y semillas.

Esta polinización puede ser desarrollada por animales (como insectos o aves), por el agua o incluso por el viento, según la especie vegetal. A los vectores o agentes animales que contribuyen a la polinización se los conoce como polinizadores.

Las abejas son algunos de los animales que se alimentan con polen. Estos insectos someten al polen a una transformación a través del agregado de enzimas, que le permiten digerirlo.

El polen como alimento del ser humano suele ser motivo de polémica. Al estar compuesto por vitaminas, carbohidratos, proteínas y otros nutrientes, se lo suele señalar como un alimento muy saludable. Diversos científicos, sin embargo, afirman que las propiedades beneficiosas del polen para las personas no están confirmadas: por el contrario, el polen incluso puede provocar alergias.

Muchas son las personas que presentan una alergia al polen y que, para poder hacerle frente a la misma en épocas de alto riesgo como es el caso de la primavera, deben seguir estas recomendaciones dadas por médicos:
-Cuando salen a la calle deben llevar gafas de sol.
-Al circular en coche, es importante que viajen con las ventanillas cerradas.
-No menos vital es que, en la medida de lo posible, eviten salir a la calle en los momentos donde se produce mayor concentración de polen. Ese sería el caso de periodo de tiempo comprendido entre las 5 y las 10 horas de la mañana y entre las 19 a las 22 horas.
-Los días de fuerte viento deben permanecer en casa.
-En el caso que sea necesario deberán tomar antihistamínicos.
-En los aparatos de aire acondicionado, ya sea el de casa o el del coche, deberán colocar filtros antipolen.

Si el polen no es almacenado de una manera adecuada, además, es posible que se contamine y que se vuelva peligroso para la salud de quien lo consume. De todos modos, el polen sigue siendo elegido por muchas personas que desean incorporar nutrientes a su dieta.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2013. Actualizado: 2015.
Definicion.de: Definición de polen (https://definicion.de/polen/)