Definición de apostasía

Apostasía es el acto y la consecuencia de apostatar. El término tiene su raíz etimológica en un vocablo griego que llegó al latín tardío como apostasĭa.

Apostasía

El verbo apostatar, en tanto, alude a renunciar a una religión. Puede tratarse de un individuo que hace público el abandono de su fe o de un religioso que opta por marcharse de la orden que integraba.

La apostasía, en definitiva, implica alejarse de una religión. El apóstata abjura de su fe, dejando de lado los dogmas y los preceptos que, hasta entonces, estaba comprometido a respetar y seguir.

Se asocia la apostasía a la libertad de culto y de conciencia. Hay quienes consideran que es un derecho de las personas y sostienen que la decisión de apostatar debe registrarse en algún documento. También se pide que, con la apostasía, se eliminen los datos del individuo de cualquier listado de miembros del grupo religioso en cuestión.

Es posible vincular la apostasía a una desafiliación. El alcance y la materialización de esta decisión varían según la religión y la legislación.

Veamos el caso del cristianismo. Quien recibe el sacramento del bautismo pasa a formar parte de la comunidad cristiana. Por lo general este ritual se realiza a temprana edad, con lo cual el niño no tiene conciencia ni poder de decisión sobre el proceso. Si, en la adultez, el bautizado quiere renunciar formalmente al cristianismo, debe recurrir a la apostasía.

Cabe destacar que existe una campaña de apostasía colectiva que impulsa una renuncia masiva a la Iglesia católica. Se trata de una iniciativa de agnósticos y ateos que, en su niñez, fueron bautizados y ahora aspiran a expresar su rechazo a las instituciones del catolicismo.

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2020.
Definicion.de: Definición de apostasía (https://definicion.de/apostasia/)

Buscar otra definición