Definición de ferretería

Para poder conocer el significado del término ferretería, se hace necesario, en primer lugar, descubrir su origen etimológico. En este caso, podemos señalar que se trata de una palabra que deriva del latín ya que es fruto de la suma de varios componentes léxicos de dicha lengua:
-El sustantivo “ferro”, que puede traducirse como “hierro”.
-El diminutivo “-ete”.
-El sufijo “-ería”, que se emplea para indicar “lugar donde venden o tienen”.

Ferretería

Se denomina ferretería al local destinado a la venta de productos metálicos y de otro tipo que resultan útiles para el desarrollo de tareas de construcción, reparación y bricolaje. Al individuo que tiene a su cargo el establecimiento se lo conoce como ferretero. Por ejemplo: “Voy a ir a la ferretería a comprar clavos para poder armar el mueble”, “Se rompió la manija de la puerta, tenemos que comprar otra en la ferretería”, “¿A qué hora abre la ferretería? Necesito algunos tornillos”.

La variedad de elementos que pueden conseguirse en una ferretería es muy amplia aunque depende de cada tienda. Por lo general, no faltan los clavos, los tornillos, las tuercas ni las arandelas. También es habitual que vendan las herramientas que se utilizan para trabajar con dichos objetos, como martillos, destornilladores y pinzas.

Muchas veces las ferreterías se asemejan a las cerrajerías ya que ofrecen cerraduras y llaves. En algunos casos, también comercializan persianas, cortinas, pegamentos, pequeños muebles, escaleras y utensilios de jardinería.

Entre los artículos de jardín que tienen a la venta y que se pueden encontrar en cualquier ferretería están tijeras de podar, guantes, macetas, jardineras, mosquiteras, desbrozadoras, cortasetos…

De la misma manera, no podemos pasar por alto que algunas ferreterías han optado por ampliar su campo de negocio y han comenzado a introducir en su catálogo productos de decoración e incluso lo que son artículos de menaje para el hogar.

Existen grandes cadenas de ferreterías con varias sucursales en una misma ciudad o región. Además hay ferreterías pequeñas que suelen ser emprendimientos familiares o incluso individuales. En cualquier urbe del mundo es posible encontrar una buena cantidad de ferreterías ya que sus productos son muy importantes en la vida cotidiana.

Ferrymas, Cadena 88, Optimus o Ferrokey son algunas de las cadenas de ferreterías que existen en España.

Si una persona quiere colgar un cuadro y no tiene clavos o un martillo, debe dirigirse a una ferretería. Lo mismo tiene que hacer aquel que desea reparar una grifería, cambiar la correa de una persiana o instalar una traba de seguridad en una puerta, por mencionar algunas de las acciones que requieren de elementos de ferretería.

Además de las ferreterías físicas que podemos encontrar repartidas por todo el mundo, también existen las de tipo online. Estas en España comenzaron a funcionar en la década de los años 90 cuando las tradicionales se dieron cuenta de que la Red era muy poderosa, que cada vez estaba siendo más utilizada y que, además, les podría permitir ampliar su cartera de clientes.

De esta manera, abrieron sus tiendas en Internet y ya hoy podemos comprar cualquier artículo de ferretería de esta forma para recibirlo cómodamente en casa.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2017. Actualizado: 2019.
Definicion.de: Definición de ferretería (https://definicion.de/ferreteria/)

Buscar otra definición