Definición de grafema

Un grafema es la unidad mínima de la escritura que no se puede dividir. En el alfabeto romano o latino, que es el que utilizamos en nuestro idioma, los grafemas son las marcas diacríticas (tilde, diéresis, etc.) y las letras.

Grafema

Suele decirse que un grafema es el elemento mínimo que permite distinguir dos palabras escritas en una lengua (y, con ello, dos significados). Términos como “pala”, “pasa”, “para” y “pata”, por ejemplo, se diferencian en cada caso por un grafema (una letra, en este contexto específico).

Una tilde también es un grafema que sirve para reconocer la diferencia entre dos palabras. No es lo mismo un “púlpito” (una plataforma) que un “pulpito” (un pulpo pequeño). El grafema <´> es el elemento diferenciador.

La idea de grafema es análoga al concepto de fonema: la unidad mínima e indivisible a nivel fonológico. El fonema forma parte de la lengua, es una abstracción formal o mental del sonido del habla. El grafema, en cambio, pertenece al sistema de representación gráfica de la lengua.

A un grafema suele corresponderle un fonema. De todos modos, no hay una correspondencia estricta entre la ortografía y la fonología. En el castellano, los grafemas <c> y <h> se unen para representar un solo fonema: ch. A la unión de dos letras para la representación de un único sonido se la conoce como dígrafo.

Es importante tener en cuenta que, en otros alfabetos, el vínculo entre los grafemas y la fonología no es tan cercano. En la escritura china, hay numerosos grafemas que no pueden interpretarse como sonidos.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de grafema (https://definicion.de/grafema/)

Buscar otra definición