Definición de granizo

Se denomina granizo al agua congelada que cae de las nubes en forma de granos de distintos tamaños. Se trata de una precipitación diferente a la nieve, que desciende como copos.

Granizo

El granizo, por lo tanto, es una precipitación sólida. Se compone de pequeñas esferas de hielo, con un diámetro habitual de entre cinco y cincuenta milímetros. El granizo se genera en las nubes de tipo cumulonimbo.

Para que se produzca la formación del granizo, hay partículas sólidas que los vientos ascendentes arrastran hacia el interior del cumulonimbo, donde se les adhieren partículas de agua. A medida que estas partículas ascienden, la temperatura baja y se produce el congelamiento. Ya formado el granizo, cuando alcanza el sector superior del cumulonimbo cae hacia la superficie por su peso.

En algunos casos, cuando el granizo empieza a descender por la nube, se va descongelando y se vuelve líquido. Otra corriente ascendente puede volver a depositarlo en la zona alta de la nube, donde nuevamente se añade agua que se congela. De esta manera el granizo va sumando capas hasta que, con el peso suficiente, se precipita.

El granizo puede provocar diversos inconvenientes. La caída de estas esferas de hielo puede causar lastimaduras en las personas y daños materiales en los techos de las casas y en los automóviles, por ejemplo. Esto se debe a la violencia del impacto por la velocidad de la caída y el peso del hielo. Al acumularse en la superficie, el granizo también causa otros trastornos, entre ellos dificultades para circular por la vía pública o el bloqueo de desagües.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de granizo (https://definicion.de/granizo/)

Buscar otra definición