Definición de logotipo

Antes de entrar de lleno en el significado del término logotipo, vamos a proceder a descubrir su origen etimológico. En este caso, tenemos que subrayar que se trata de una palabra que deriva del griego. Exactamente es el resultado de la suma de dos componentes léxicos de dicha lengua:
-El sustantivo “logos”, que puede traducirse como “palabra”.
-La palabra “typos”, que es sinónimo de “modelo”.

Logotipo

Un logotipo es un símbolo que permite la identificación de una marca, una empresa, una organización o un producto. Conocido como logo en el lenguaje coloquial, se trata de una representación gráfica.

Por ejemplo: “La compañía de productos farmacéuticos presentó su nuevo logotipo en un evento desarrollado en el Hotel Presidente”, “El municipio lanzó un concurso para la creación de un logotipo”, “El fabricante decidió recuperar su antiguo logotipo para utilizarlo en el flamante modelo de camiseta del seleccionado nacional de fútbol”.

Entre las palabras que pueden funcionar como sinónimos de logotipo nos encontramos con símbolo, distintivo, logo o incluso emblema.

Los logotipos son elementos que sirven para comunicar. Se espera que estos signos resulten legibles, distinguibles y fáciles de memorizar: el objetivo es que una persona, al ver el logotipo, entienda al instante su mensaje, reconociendo a la entidad a la que hace alusión.

Si se considera imprescindible que una empresa disponga de un logotipo es porque eso le va a permitir disfrutar de ventajas tan interesantes como estas:
-Le servirá para identificarse y diferenciarse de otras empresas.
-Va a contribuir a transmitir seriedad y confianza a sus clientes.
-Ni que decir tiene que, con el paso de los años, puede pasar a ser un verdadero icono.
-El hecho de que identifique a una empresa de forma contundente puede ayudar a crear la imagen de marca de esa, es decir, que se consolide como un referente dentro de su sector. Y eso se puede traducir, a su vez, en grandes resultados económicos.
-Cabe la posibilidad incluso de que ayude a lograr que los ciudadanos tengan cierta empatía con dicho negocio.

El logotipo de Coca-Cola, por citar un caso, consiste en una tipografía determinada con la cual se escribe el nombre de la marca. Este logo es de color rojo, una característica que identifica a Coca-Cola.

Es importante tener en cuenta que el logotipo debe tener palabras, firmas o siglas. Cuando el símbolo sirve para identificar a una compañía pero no puede leerse, recibe el nombre de isotipo. La famosa pipa o swoosh de Nike es un isotipo. Si la imagen y la tipografía se combinan, se trata de un isologo, como el símbolo que se asocia a la cadena de comida rápida Burger King.

Además de eso, a la hora de diseñar un logotipo, hay que evitar que sea demasiado ‘cargado’ o que resulte especialmente abstracto. De la misma manera, jamás debe recordar al de otra empresa y debe contar con colores que sean acordes a los valores del negocio en cuestión.

En el ámbito de la imprenta, por último, un logotipo es un conjunto de cifras y letras que se funden en un mismo bloque para que la composición tipográfica se simplifique.

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2018. Actualizado: 2020.
Definicion.de: Definición de logotipo (https://definicion.de/logotipo/)

Buscar otra definición