Definición de meritocracia

La Real Academia Española (RAE), en su diccionario, define la meritocracia como la forma de gobierno que asigna los puestos según los méritos individuales. En un sentido más amplio, se llama meritocracia a la discriminación en base a los méritos de cada persona.

Meritocracia

La meritocracia supone que las posiciones de mayor poder o autoridad son distribuidas según las virtudes o las cualidades personales, asociando estos valores a la capacidad del sujeto de imponerse o sobresalir en una competencia contra el resto. El sistema meritocrático, de este modo, reserva sus puestos jerárquicos a quienes se destacan individualmente.

Es interesante señalar que la meritocracia tiene defensores y detractores. Para quienes la promueven, la meritocracia es más eficiente y justa que otros modelos debido a que estimula el esfuerzo individual y no realiza distinciones por raza, sexo o clase social.

Aquellos que se oponen a la meritocracia, en cambio, advierten que este sistema justifica las desigualdades económicas y sociales a partir de los supuestos méritos, sin considerar las enormes diferencias que existen en el punto de partida y en el contexto de cada sujeto.

De esta manera, hay quienes asocian la meritocracia al darwinismo social. Una sociedad meritocrática fomenta una competencia salvaje entre ciudadanos que no están en igualdad de condiciones. Los parámetros que teóricamente son neutros, en realidad, enmascaran los privilegios sociales existentes, que suelen heredarse.

Dicho de otra forma, el esfuerzo y el talento pueden ser insuficientes para progresar. Por otro lado, muchas personas alcanzan el éxito sin esforzarse ni ser talentosas; o sea, sin méritos.

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2020.
Definicion.de: Definición de meritocracia (https://definicion.de/meritocracia/)

Buscar otra definición