Definición de pulso musical

Pulso es un término que deriva del latín pulsus y que tiene diversos usos. En el ámbito de la música, el pulso es una unidad que permite realizar la medición del tiempo. El pulso musical, por lo tanto, consiste en una serie de pulsaciones repetidas de manera constante que dividen el tiempo en fragmentos idénticos.

Pulso musical

Lo habitual es que el pulso sea regular, aunque puede modificarse dentro de una misma canción. Esto quiere decir que, en el marco de una obra, el pulso se puede retardar o acelerar.

Puede entenderse al pulso musical como las señales que reflejan el ritmo de la música y que permiten establecer una comparación entre los silencios y las notas que componen una pieza. De este modo, el pulso funciona como una estructura que colabora en la percepción y la comprensión por parte del oyente.

El pulso musical podemos decir, por tanto, que viene a ser como el pulso del ser humano, un latido regular, ya que es una condición rítmica de tipo constante. Está determinado por dos factores fundamentales como son la duración de la totalidad de la canción en sí y, por supuesto, el tiempo de la misma.

Muy en relación con el término de pulso musical se encuentran otros conceptos que son básicos a la hora de analizar una composición de ese tipo cualquiera. En concreto, uno de aquellos es el acento, que se refiere a la intensidad mayor que se da en ese pulso o en una nota concreta. Se considera que el acento es el primer tiempo de cada compás y sobresale por ser repetitivo y por efectuarse de manera cíclica o periódica.

Por otro lado, nos topamos con el mencionado compás, que es la división que se realiza de una composición. Esa división se realiza en fragmentos rítmicos que son similares y que tienen entre sí el mismo número de pulsos o de tiempos. En las partituras cada compás se delimita gracias a unas líneas verticales, que son conocidas por el nombre de barras divisoras de compás.

Si dejamos de lado la teoría y nos centramos en una explicación coloquial, podríamos decir que el pulso es aquello que, en una canción, se marca a partir de aplausos o del movimiento rítmico del pie.

La noción de tempo está asociada a la cantidad de pulsos por minuto. Cuando el tempo es mayor, la obra contendrá una mayor cantidad de pulsos por minuto. Esto deriva en que la interpretación de la pieza en cuestión deba ser rápida.

El ritmo de una obra, en definitiva, está dado por lo que duran las notas y por la ubicación de éstas en el espacio de acuerdo al pulso. El pulso musical, a su vez, determina el tempo de la canción, ya sea lento, medio o rápido.

De manera coloquial se usa el término pulso musical para referirse al duelo que llevan a cabo dos personas y que consiste básicamente en cantar juntas una canción para así demostrar sus cualidades vocales y su madera de artista. Lógicamente como en cualquier duelo habrá un ganador, el que así determine en este caso un jurado.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2013. Actualizado: 2015.
Definicion.de: Definición de pulso musical (https://definicion.de/pulso-musical/)

Definiciones Relacionadas

Top