Definición de heliógrafo

Existen dos tipos de dispositivos que reciben el nombre de heliógrafo. Por un lado, se llama de este modo a un artefacto empleado en el terreno de la meteorología para estimar la intensidad y la extensión del tiempo de insolación. Por otra parte, un heliógrafo es un elemento que produce señales telegráficas a través de la reflexión de la luz solar en un espejo que se mueve.

En la meteorología

Comencemos analizando el heliógrafo como instrumento del campo meteorológico. En este caso el heliógrafo permite analizar qué tan intensos son y cuánto duran los rayos de sol que llegan a una superficie.

Heliógrafo meteorología

Mide la intensidad y duración de los rayos solares


Existen distintas clases de heliógrafos. Mientras que algunos incluyen mecanismos de relojería para su funcionamiento, otros apelan a la rotación del planeta Tierra para calcular el tiempo.

El heliógrafo tradicional se compone de una bola de cristal que hace concentrar la luz del sol sobre una banda que, cuando se quema, genera una traza. Dicha banda se ubica a una distancia constante del foco de la esfera.

La duración de la insolación, de este modo, se determina según la longitud de la traza carbonizada por los rayos, siempre que el sol haya brillado sin pausas. Cuando su brillo no es continuado, se suman las extensiones de los segmentos de la traza, que resulta intermitente.

Bandas usadas por el heliógrafo

Dependiendo del momento del año, se usan tres clases diferentes de bandas. A continuación veremos su descripción tomando como referencia el hemisferio norte:

* bandas rectas: se colocan acopladas a las ranuras del centro del soporte. Se usan desde el principio de marzo hasta la mitad de abril y desde el principio de septiembre hasta la mitad de octubre. Dado que se ubican en torno a los equinoccios, se conocen con el nombre de bandas equinocciales;

* bandas curvadas cortas: se ubican en las ranuras de la parte superior. Su uso tiene lugar entre el mes de octubre y finales de febrero;

* bandas curvadas largas: se ponen en las ranuras de la parte inferior. Son útiles entre abril y agosto.

Los ajustes para su instalación

Cuando se apoya el heliógrafo en el soporte es necesario prestar atención a los siguientes dos puntos, para lo cual cuenta con marcas de referencia:

* el casquete debe colocarse de manera que la línea media de la banda recta se encuentre en el plano del ecuador celeste (la proyección de la línea ecuatorial en la esfera celeste);

* deben coincidir el plano meridiano geográfico con el vertical en el que están la señal de mediodía y la esfera.

En las telecomunicaciones

En cuanto al heliógrafo como herramienta de comunicación, ya casi no se utiliza debido a que fue reemplazado por las señales de radio. Antes de los avances tecnológicos, este aparato era útil para enviar señales telegráficas, haciendo que los rayos solares se reflejasen en un espejo movible y emitiendo así las señales incluso desde un pueblo a otro.

Heliógrafo telecomunicaciones

Señales telegráficas reflejando la luz solar


Las señales telegráficas son eléctricas, es decir que se generan por medio de fenómenos electromagnéticos. Pueden ser digitales o analógicas, según varíen de manera discreta o continua en el tiempo, respectivamente. Además de los espejos, solía usarse un dispositivo similar a una persiana que se ponía entre éstos y la luz del sol, de manera que su movimiento de apertura o cierre permitiera o impidiera el paso de los rayos.

Uno de sus puntos débiles era que solamente podía utilizarse de día, ya que dependía exclusivamente de la luz solar. Además, esto mismo se vincula con otra de sus principales desventajas: cualquier persona ajena al sistema podía saber si los operadores estaban enviando o recibiendo un mensaje, ya que no era fácil ocultar los espejos.

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y Ana Gardey. Publicado: 2020. Actualizado: 2021.
Definicion.de: Definición de heliógrafo (https://definicion.de/heliografo/)

Buscar otra definición