Definición de hipérbole

Del latín hyperbole, aunque con antecedentes más lejanos en un concepto griego, el término hipérbole se refiere a la figura retórica que incrementa o reduce en exceso el tema del que se está hablando. La noción también se utiliza para nombrar a la amplificación desmedida de una historia, un suceso o un evento.

Hipérbole

La hipérbole es, por lo tanto, una exageración que aumenta o disminuye la veracidad de lo dicho. Esto hace que el receptor del mensaje dirija su atención al contenido de la acción, y no tanto a las cualidades de la misma. Esto, por supuesto, se realiza adrede para generar un mayor impacto en el interlocutor. La hipérbole es utilizada generalmente como un recurso cómico, aunque es también común su uso para denotar desesperación.

Existen distintos tipos de hipérbole. Algunas son sencillas y se utilizan en el lenguaje cotidiano, como “Te toqué el timbre mil veces y nunca abriste la puerta” (cuando alguien intenta ilustrar que llamó muchas veces a la puerta de la casa de otra persona, donde mil es una exageración) o “Un millón de gracias por su ayuda”.

Así como la metáfora, la hipérbole es muy utilizada en la Literatura para resaltar cualidades o sentimientos, agregando un valor de intensidad y pasión a las palabras, de manera que repercutan más significativamente en el lector. Resulta curioso que los artistas sean personas en especial contacto con su sensibilidad, capaces de asombrarse de las pequeñas cosas, imperceptibles para muchos, y que al plasmar esos sentimientos evoquen el infinito, la grandeza, la divinidad, la vida y la muerte. Veamos a continuación algunos ejemplos en la Lírica y en la Narrativa:

* El español Miguel Hernández utilizó este recurso para expresar que sentía tanto dolor que le dolía hasta el aliento. También aseguró que había extensión mayor a la de su herida.
* Francisco de Quevedo ha convertido el caudal de sus lágrimas en el agua de los ríos que cruzan las dos Castillas, capaces de provocar inundaciones.
* Gabriel García Márquez dio a un dictador el poder de alterar el paso del tiempo.
* Quintín Cabrera declaró no necesitar sus ojos para mirar a su amada.

La hipérbole en la sociedad

HipérboleHabiendo citado ejemplos del uso de la hipérbole en la vida cotidiana, resulta necesario aclarar que no es común en todo el mundo. Si bien no podemos generalizar el carácter de las personas de una determinada región, y mucho menos de un país entero, culturalmente se asocia la personalidad exagerada y melodramática sobre todo con Italia, pero también con otros países occidentales, como España, Argentina y Estados Unidos, este último en menor grado y principalmente en colonias de origen europeo. De la misma forma, se dice que en Alemania el sarcasmo no es muy usado y hay personas que no entienden frases con doble intención.

Una posible razón para estas peculiaridades es la influencia de la música y el teatro. Si pensamos que Italia es cuna de la Ópera, una de las formas de arte más completas y que ofrecen un mayor rango de sensaciones a su público, entendemos rápidamente que en las raíces de su pueblo se halle impregnado ese carácter efusivo y la necesidad de magnificar las cosas.

Usos derivados

Por otra parte, se llama hype (del inglés hyperbole) a una obra cultural que cuenta con una gran cobertura de los medios de comunicación o que dispone de mucha publicidad, dos situaciones que le confieren trascendencia independientemente de sus méritos artísticos.

En el ámbito de la moda, por último, un hype es un producto que marca tendencia y despierta un gran interés por parte de los consumidores, por lo que todas las compañías quisieran tenerlo.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y Ana Gardey. Publicado: 2008. Actualizado: 2012.
Definicion.de: Definición de hipérbole (https://definicion.de/hiperbole/)
Top