Definición de hostigar

El verbo hostigar, derivado del vocablo latino fustigāre, se emplea para aludir a la acción que consiste en golpear con algún tipo de instrumento para lograr dispersar, amontonar o desplazar. Es posible hostigar con un látigo, una fusta, un rebenque u otro elemento.

Hostigar

Actualmente, de todos modos, la idea de hostigar suele vincularse a atacar o molestar a alguien con insistencia. Quien hostiga, por lo tanto, acosa, persigue o asedia a su víctima. Por ejemplo: “Un joven fue detenido por hostigar en las redes sociales al hijo de un famoso cantante”, “El dueño de la fábrica solía hostigar a los trabajadores extranjeros”, “El gobierno no debería hostigar a los empresarios, sino ayudarlos a crecer”.

Hostigar, en definitiva, supone un comportamiento ofensivo. El hostigador, por lo general, pretende molestar o perturbar a otra persona, que se siente amenazada o conmocionada por dicha conducta.

Es posible reconocer diferentes tipos de hostigamiento. El hostigamiento sexual se produce cuando alguien realiza propuestas o insinuaciones de índole sexual que generan una presión o incomodidad en el receptor. Cuando un jefe aprovecha su poder para invitar insistentemente a cenar y a participar de actividades extralaborales a una empleada que se niega a aceptar, lo que está haciendo el hombre es hostigar a la trabajadora.

El hostigamiento religioso, en tanto, consiste en incomodar a un individuo por sus creencias. Un entrenador que se burla de la fe y de los rituales religiosos de un jugador delante de todos sus compañeros está incurriendo en hostigamiento.

Es importante tener en cuenta que, dependiendo de las características y el contexto, hostigar puede convertirse en un delito. El hostigamiento laboral, por citar un caso, es penado con la cárcel en algunos países.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de hostigar (https://definicion.de/hostigar/)

Buscar otra definición