Definición de insoluble

La idea de insoluble, proveniente de la lengua latina (insolubĭlis), hace mención a aquello que no se puede disolver. El verbo disolver, por otra parte, refiere a deshacer un compuesto a través de la disociación de sus componentes o, más específicamente, a separar las partículas que se introducen en un líquido para que se incorporen a él.

Insoluble

Cuando algo se puede disolver, recibe la calificación de soluble. La solubilidad, por lo tanto, es una cualidad de estas sustancias, que se disuelven en otros materiales denominados solventes.

Por el contrario, las sustancias que no se disuelven son mencionadas como insolubles. Es importante tener en cuenta que la solubilidad está vinculada a diversos factores, como la presión y la temperatura.

El aceite, por ejemplo, es insoluble en agua. Si introducimos ambos líquidos en una botella y la agitamos, no lograremos crear una mezcla homogénea: siempre notaremos que las dos sustancias se mantienen separadas. Esto se debe a que cada molécula de agua tiene un polo negativo y otro polo positivo, mientras que el aceite carece de polaridad (es neutro). De este modo, el aceite no se disuelve en el agua ya que no registra ni repulsión ni atracción por sus moléculas.

El concepto de insoluble también se usa respecto a aquello que no puede aclararse o resolverse. Un economista, por citar un caso, puede sostener que la problemática de la desocupación es insoluble en una región debido a las características particulares del mercado. Un sociólogo, en tanto, considera que la violencia en una sociedad desigual también es un flagelo insoluble.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de insoluble (https://definicion.de/insoluble/)

Buscar otra definición