Definición de osteología

Para poder conocer a fondo el significado del término osteología, se hace necesario, en primer lugar, descubrir su origen etimológico. En este caso, hay que indicar que se trata de una palabra que deriva del griego. En concreto, es el resultado de la suma de los siguientes componentes léxicos de dicha lengua:
-El sustantivo “osteon”, que puede traducirse como “hueso”.
-El vocablo “logos”, que es equivalente a “estudio” o “tratado”.
-El sufijo “-ia”, que se usa para indicar “cualidad”.

La osteología es el área de la anatomía que se encarga ni más ni menos que del estudio de los huesos.

OsteologíaAntes de avanzar, es importante recordar que la anatomía es la ciencia que se dedica al análisis de la forma y la estructura de los organismos vivientes, teniendo en cuenta también los vínculos que establecen sus diversos componentes. Los huesos, por otra parte, son las piezas que componen el esqueleto.

Retomando la idea de osteología, cuyos especialistas son conocidos como osteólogos, se trata de una disciplina científica centrada en los elementos óseos y en el sistema que componen. La osteología considera los distintos tipos de huesos y de tejidos óseos y también se centra en sus diversas funciones.

De acuerdo a la osteología, los huesos se dividen en irregulares, planos, cortos y largos. En un hueso es posible distinguir entre las epífisis (los extremos), la diáfisis (el cuerpo) y la metáfisis (el sector de unión entre la epífisis y la diáfisis).

No obstante, no podemos pasar por alto que la osteología también hace referencia y estudia a otros diferentes tipos de huesos como son estos:
-Los huesos supernumerarios, que son cortos y que hay que destacar que no existen en el cuerpo de todas las personas.
-Los huesos neumáticos, que se encuentran situados en la cabeza y que se encargan de relacionar lo que es el oído medio con la vía aérea. Se caracterizan porque su estructura está conformada por distintas cavidades o formaciones huecas por las que circula el aire que entra por la nariz.
-Los huesos sesamoideos, que son cortos y que tienen como principal función el proteger un tendón o lo que es un ligamento de un roce que resulte excesivo.
-Los huesos accesorios, por su parte, cuentan con la particularidad de que se ubican en lo que es el cráneo, concretamente en la zona occipital. Hay que indicar que son una variedad dentro de los llamados huesos supernumerarios.

En cuanto a las funciones de los huesos, pueden asumir roles vinculados al almacenamiento de fosfato y calcio: la locomoción; la elaboración de determinados componentes de la sangre; la protección de los órganos; y la estructura del cuerpo.

Cabe destacar que al conjunto de los huesos que se articulan y se enlazan entre sí se lo denomina esqueleto. El esqueleto, que es objeto de estudio de la osteología, brinda consistencia al cuerpo de los seres humanos y de los animales vertebrados y protege lo que vienen a ser sus partes blandas.

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2019. Actualizado: 2020.
Definicion.de: Definición de osteología (https://definicion.de/osteologia/)

Buscar otra definición