Definición de poción

El término poción deriva del vocablo latino potio, a su vez procedente de potāre (que se traduce como “beber”). La primera acepción del concepto que menciona el diccionario de la Real Academia Española (RAE) alude al líquido bebible.

Poción

La noción, de todos modos, suele usarse específicamente para nombrar al líquido formado por varias sustancias o componentes, sobre todo si se trata de un compuesto de uso medicinal.

La idea de poción se empleaba en la antigüedad para nombrar a preparaciones que se proporcionaban en cucharadas a individuos con diversos padecimientos físicos. Así existían las pociones estimulantes y las pociones antiespasmódicas, entre muchas otras.

Además había pociones, también conocidas como pócimas, que eran desarrolladas por los alquimistas. En el terreno de la ficción y de las leyendas populares, por otra parte, aparecen pociones creadas por brujos y hechiceros.

Al mezclar diversos ingredientes, en este marco, los personajes con poderes sobrenaturales crean pociones que pueden desde garantizar la vida eterna hasta propiciar el enamoramiento entre dos personas. Las pócimas aparecen en distintos clásicos de la literatura universal.

En “Las aventuras de Alicia en el país de las maravillas”, por ejemplo, Lewis Carroll imaginó una poción que le permite a Alicia encogerse hasta medir unos pocos centímetros de altura. Otro ejemplo de poción aparece en “El extraño caso del doctor Jekyll y el señor Hyde”, el famoso libro de Robert Luis Stevenson, donde el Dr. Henry Jekyll bebe una pócima que lo transforma en el criminal Edward Hyde. También hay pociones en sagas como “Harry Potter” y “El señor de los anillos”.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2019.
Definicion.de: Definición de poción (https://definicion.de/pocion/)

Buscar otra definición