Definición de puesta en escena

El concepto de puesta en escena se utiliza en diferentes contextos. La expresión surgió en el terreno de las artes escénicas para aludir al diseño general de una producción, aunque su definición suele ser algo imprecisa.

Puesta en escena

Lo habitual es que la puesta en escena se vincule a la composición audiovisual de una obra. Se trata de aquello que se muestra sobre el escenario o en pantalla de acuerdo a la intención del director.

La puesta en escena incluye el vestuario, la escenografía, el decorado, la caracterización, el sonido y las actuaciones. Lo que observa el público, en definitiva, es la puesta en escena del realizador.

Precisamente, el rol que juegan las personas que aportan su visión de la obra es esencial a la hora de llevar a cabo una puesta en escena. El impacto que pueden generar dos miradas de una misma historia puede variar drásticamente si la elección de los elementos antes mencionados (vestuario, escenografía, etcétera) es muy diferente.

Esto se puede apreciar especialmente en la ópera desde hace varios años. Cuando pensamos en esta forma de arte, nos vienen imágenes de los siglos pasados: desde la vestimenta y las viviendas hasta la forma de hablar, sin dejar de lado las ideologías, todo era fundamentalmente diferente en las historias que datan de aquella época tan remota. Sin embargo, hay puestas en escena que reemplazan los elementos materiales por sus equivalentes en el presente e incluso agregan algunos que no se mencionan en el guión, como ser teléfonos móviles o accesorios propios de la modernidad.

En el ámbito de la política, en tanto, se habla de puesta en escena para nombrar a la escenificación del poder. Los gobernantes recurren a imágenes, gestos, discursos y símbolos para ejercer la autoridad.

Esta puesta en escena comparte características con la puesta en escena de las artes escénicas. De acuerdo al contexto, el político puede orientar su actuación a provocar un engaño, emocionar o impresionar a los espectadores.

Puesta en escenaPara el derecho, una puesta en escena supone la alteración del lugar donde se cometió un crimen para borrar pruebas o sembrar pistas falsas. También se relaciona la idea a la presentación de una coartada para no quedar vinculado a un delito.

Supongamos que un hombre asesina a su pareja de un disparo en la casa donde conviven. Con el afán de engañar a los investigadores, esconde el arma y luego desordena el ambiente y revuelve el interior de los muebles para simular un robo. Finalmente llama a la policía, asegurando que, cuando ingresó a su hogar, se encontró con su novia muerta. El criminal pretende que la puesta en escena le permita eludir el castigo que le corresponde.

La puesta en escena con el objetivo de engañar a la policía puede hacer uso de los mismos recursos que el teatro, ya que en todos los casos la intención es hacerle creer al receptor una mentira y provocar en él una serie de sentimientos y reacciones bien específicas. Esto nos lleva a pensar que la importancia de la verdad es relativa: representa el camino correcto en el contexto de un crimen, pero no en el arte dramático.

De hecho, en una historia ficticia centrada en un asesino que consigue limpiar sus huellas en la escena del crimen con gran astucia, se espera que sus habilidades superen las de los investigadores para que «triunfe» en su cometido. Los escritores deben desplegar un gran abanico de ideas socialmente inaceptables pero muy convenientes para su protagonista, de manera que pueda estar siempre un paso por delante de la policía. En la realidad y en la ficción, la puesta en escena puede ser exactamente la misma, aunque solamente la aceptamos en el segundo caso y la condenamos en el primero.

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y Ana Gardey. Publicado: 2019. Actualizado: 2020.
Definicion.de: Definición de puesta en escena (https://definicion.de/puesta-en-escena/)

Buscar otra definición