Definición de saludable

Saludable es un adjetivo que hace referencia a lo que sirve para conservar o restablecer la salud. Puede tratarse de algo concreto (como un alimento) o abstracto (mantener la calma, evitar las preocupaciones).

Saludable

La salud implica el completo bienestar físico, mental y social de un ser vivo. Esto quiere decir que un individuo puede no estar enfermo y, sin embargo, no gozar de buena salud. Lo saludable es todo aquello que contribuye a aumentar el bienestar y a conservarlo.

La alimentación saludable es la dieta que ayuda al buen funcionamiento del organismo. Por lo general implica la ingesta de alimentos variados para recibir todo tipo de nutrientes. Diversos estudios indican que las frutas y las verduras son la mejor opción para una alimentación saludable, lo cual refuerza la idea de que el ser humano es en realidad vegetariano por naturaleza.

Un individuo saludable también debe realizar actividad física. El deporte permite mejorar el estado corporal y mental, ya que ayuda a la distracción y a la relajación más allá del beneficio específico de la actividad sobre músculos y huesos.

En cuanto a la salud mental, los especialistas creen que lo saludable está vinculado a encontrar tiempo y espacio para la recreación, conservar la calma y la paz interior y tratar de reducir el estrés.

Saludable también permite nombrar a quien tiene aspecto sano o goza de buena salud y a lo que es provechoso para un fin. Por ejemplo: “Estuve internado dos meses pero, por suerte, ya estoy saludable otra vez”, “Tu abuela se ve muy saludable hoy”, “No es saludable que te guardes tus palabras: en mi opinión deberías ir a hablar con ella”.

Consejos para llevar una vida saludable

Saludable+ Hacer ejercicio

Si bien todos sabemos que hacer ejercicio es beneficioso para nuestra salud, muchas personas pasan gran parte de su vida evitando la actividad física al máximo. En algunos países occidentales, por ejemplo, un promedio de un cuarto de la población camina menos de una hora por semana. Por otro lado, con un paseo de tan solo media hora al día para los adultos y de una hora en el caso de los niños, se disminuye considerablemente el riesgo de sufrir un infarto y de padecer diabetes.

+ Controlar el colesterol

El objetivo principal de llevar un control del nivel de colesterol en la sangre es prevenir el bloqueo de las arterias, una de las causas de infartos e ictus. De acuerdo con la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association), si el nivel de colesterol supera los 200 mg/dl, es necesario comenzar a preocuparse. Por otro lado, algunas personas poseen un gen hereditario que contribuye con la producción de colesterol malo y en ese caso la atención a este problema resulta vital.

+ Reducir el nivel de azúcar en la sangre

La diabetes es una enfermedad posible de tratar, pero peligrosa, ya que acarrea altas probabilidades de paceder un ictus o un infarto, lo cual suele conducir a la muerte. Para evitar la diabetes, es importante prestar especial atención al nivel de azúcar en la sangre desde la juventud: en ayunas, lo ideal es poseer un valor menor a 100 mg/dl de glucosa.

¿Cómo se consigue tal objetivo? Consumiendo menos dulces y refrescos, haciendo ejercicio regularmente y aceptando la medicación indicada por los médicos si se entra en la zona de riesgo. De esta manera se protege el organismo y se mejora indefectiblemente la calidad de vida.

+ Evitar el tabaco

Fumar quita validez a cualquier otro recaudo; el tabaco aumenta el riesgo de muerte prematura y afecta negativamente el organismo a muchos niveles. A pesar de ser tan perjudicial para la salud, tan solo una semana luego de dejarlo, los pulmones comienzan a recuperarse.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y Ana Gardey. Publicado: 2010. Actualizado: 2013.
Definicion.de: Definición de saludable (https://definicion.de/saludable/)

Definiciones Relacionadas