Definición de símbolo químico

Del latín simbŏlum, un símbolo es una representación de una idea cuyos rasgos están vinculados a una convención social y arbitraria. Estas características lo diferencian del ícono (que reemplaza al objeto por semejanza) y del índice (que sustituye por causalidad).

Símbolo químico

En el árabe es, sin embargo, donde se encuentra el origen etimológico de la palabra químico. Más concretamente procede del vocablo kimiyá que se utilizaba para poder hacer referencia a la piedra filosofal. Esto establece que esa misma raíz sea la que dio lugar al establecimiento del término alquimia.

La química, por su parte, es la ciencia que analiza la materia, estudiando sus características, estructura y composición. Los cambios que desarrolla la materia durante las denominadas reacciones químicas también forman parte de su objeto de estudio.

Un símbolo químico es un signo abreviado que permite reconocer un compuesto o un elemento químico, sin la necesidad de utilizar su denominación completa. Por ejemplo: el símbolo químico del oxígeno es O, el símbolo químico del hidrógeno es H y el símbolo químico del carbono es C.

Gran parte de los símbolos químicos proceden de las letras griegas correspondientes a la denominación del elemento en latín. Otros derivan del nombre en francés, inglés, ruso o alemán. La letra que inicia el símbolo químico se especifica con mayúscula, mientras que la segunda (en los que casos en que se utiliza) se consigna en minúscula.

Entre los símbolos químicos que tienen más de una letra, aparecen Am (americio), Ba (bario), Cd (cadmio), Fr (francio), Hf (hafnio) y Os (osmio), entre otros.

No obstante, no hay que olvidar que el uso de símbolos para representar los diversos elementos y componentes de la química ya fue una actividad que se realizaba en la Antigüedad. Una época aquella en la que además se empleaba la misma tarea para identificar los productos empleados en la mencionada alquimia.

Así, nos encontramos, por ejemplo, con el hecho de que los antiguos egipcios, como diera a conocer en el siglo XIX el estudioso francés Berthelot, dejaron constancia de sus símbolos en los mencionados jeroglíficos. De esta manera, en dichos documentos pueden descubrir las representaciones gráficas que identifican a elementos tales como el oro, el hierro, la plata o el cobre. En concreto estos se representaban mediante el Sol, el planeta Marte, la Luna o el Planeta Venus respectivamente.

El aluminio, el arsénico, el berilio, el carbono, el calcio, el cobalto o el hidrógeno son otros de los elementos químicos que los egipcios, y también los griegos, representaron en sus documentos mediante diversos símbolos. Y es que así lo han demostrado diversos científicos e historiadores que en los últimos siglos se han dedicado a estudiar a fondo los citados. Entre los estudiosos de dicha materia hay que destacar al inglés John Dalton.

Es habitual que el símbolo represente un átomo del elemento aunque, cuando el átomo dispone de masa fija, los símbolos representan la masa molar del elemento (mol). Además de su función en la abreviatura, los símbolos químicos se utilizan en ecuaciones y fórmulas para mencionar una cantidad relativa constante del elemento.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2011. Actualizado: 2012.
Definicion.de: Definición de símbolo químico (https://definicion.de/simbolo-quimico/)