Definición de

Unigénito

ESCUCHAR

La etimología del término unigénito nos lleva al vocablo del latín tardío unigenĭtus. La primera acepción que menciona el diccionario de la Real Academia Española (RAE) refiere al hijo único.

Sin hermanos

El unigénito, en este marco, es el descendiente de una pareja que no tiene otro vástago. Por lo tanto, el unigénito no posee hermanos.

Niño con su madre haciendo burbujas

El hijo unigénito no tiene hermanos.


Cuando dos personas tienen a su primer hijo, este se convierte en el unigénito. Esa condición queda atrás si luego sus padres tienen otro u otros hijos: en ese caso, el unigénito pasa a ser el primogénito (es decir, el primer hijo en cuanto al orden de los nacimientos).

Es importante aclarar que estas dos palabras no son comunes en el habla cotidiana, donde en lugar de primogénito solemos decir «primer hijo» y de unigénito, «único hijo». Sin embargo, sí las encontramos en la literatura y en el periodismo, donde aportan una mayor belleza y variedad, con el importante agregado de la concisión: con una palabra expresan más de una idea de forma clara y correcta. Así como muchos otros adjetivos de nuestra lengua, estos dos pueden usarse en masculino o femenino, simplemente alterando la última letra: primogénito/a, unigénito/a.

Puede servirte: Vástago

Algunos ejemplos

Supongamos que Carlos y Mariana tienen un hijo, llamado Pedro. Los años pasan y la familia no se amplía. Pedro, así, es el unigénito de Carlos y Mariana.

Ahora tomemos el matrimonio formado por Javier y Laura. El grupo familiar crece con la llegada de Marcos y luego se sigue extendiendo con los nacimientos de Silvia, Jorge, Nilda y Bautista. Como se puede advertir, Marcos es unigénito por poco tiempo, aunque siempre mantendrá su condición de primogénito.

Ver también: Matrimonio civil

El hijo de Dios

En el terreno de la religión, hay un uso por antonomasia de esta noción. Se llama Unigénito al hijo de Dios: en este contexto, Unigénito se escribe con mayúscula inicial.

Esta acepción del concepto aparece en la Biblia; el pasaje en el que podemos encontrarla por primera vez es el libro de Juan, capítulo 3, versículo 16, donde se dice que Dios sintió un amor tal por el mundo que le regaló a su Hijo unigénito. Es una traducción del griego monogenes, que alude a aquel que es único en su tipo. La aclaración es importante en cuanto a la definición de la Santísima Trinidad, que establece que Dios es Padre, Hijo y Espíritu Santo.

Jesús de Nazaret

La Biblia habla de Jesús como el hijo unigénito, por ser el único de Dios.


Cabe señalar que existe una controversia con respecto al uso de este término y la teoría de la Santísima Trinidad, ya que hay quienes se oponen a la idea de que Jesús sea Dios, basados en que no puede ser Padre e Hijo a la vez. El argumento que utilizan gira en torno a la frase «hijo unigénito», ya que si la entendemos en sentido literal, como puede aplicarse a los seres humanos normales, Jesús debería ser una creación de su padre, alguien diferente, independiente, que nació con su herencia genética. Sin embargo, la Biblia no lo expresa con ese sentido sino con el de monogenes.

Volviendo, por lo tanto, al significado de esta palabra, podemos agregar la acepción siguiente: alguien único en su clase pero dentro de una relación dada. En el libro Hebreos, capítulo 11 y versículo 17, el autor habla de Isaac usando este adjetivo, para hacer referencia a su condición de hijo único. Si bien su padre, Abraham, tuvo más hijos, éste fue el único que nació de su unión con Sara. Con respecto a su uso para hablar de alguien único en su género, tipo o clase, se puede encontrar en Juan 3:16 cuando habla de Jesús, señalando que es el único Hijo de Dios, con su misma naturaleza.

Sigue en: Aclaración

Cómo citar este artículo Pérez Porto, J., Gardey, A. (14 de mayo de 2020). Unigénito - Qué es, ejemplos, definición y concepto. Definicion.de. Última actualización el 15 de noviembre de 2022. Recuperado el 22 de marzo de 2023 de https://definicion.de/unigenito/
Buscar otra definición
x



Búsquedas sugeridas:

vástago primogénito aclaración matrimonio civil valor agregado espíritu versículo matrimonio