Definición de politeísmo

Hasta el griego hay que marcharse para encontrar el origen etimológico del término politeísmo, que significa “doctrina que sigue a muchos dioses”. Es fruto de la suma de tres componentes de dicho idioma:
-El prefijo “poli”, que puede traducirse como “muchos”.
-El sustantivo “theos”, que es sinónimo de “dios”.
-El sufijo “-ismo”, que viene a indicar doctrina.

Politeísmo

Politeísmo es un concepto que puede entenderse como “muchos dioses”. Se trata, por lo tanto, de la doctrina que siguen aquellos que creen en más de un dios.

El politeísmo, de este modo, resulta opuesto al monoteísmo (la doctrina basada en la existencia de un único dios). El catolicismo, el judaísmo y el islamismo son religiones monoteístas; en cambio, el hinduismo es politeísta.

Aunque existen diferentes grupos, puede decirse que los hindúes adoran a Shivá, Visnú, Kali, Krisná y otros dioses. De este modo, es fácil advertir que se trata de una religión orientada al politeísmo. Si comparamos este sistema de creencias con el catolicismo, es fácil advertir las diferencias, ya que los católicos creen en un único dios (el Dios Todopoderoso).

En la antigüedad, los pueblos romanos, griegos, egipcios, celtas y americanos eran politeístas. Por lo general estas culturas tenían un panteón de dioses en los que creían y con los cuales se comunicaban a través de ciertas personas que dispondrían de dicha capacidad de intermediación, como diferentes clases de brujos.

En el caso de la religión politeísta romana podemos encontrar una gran variedad de dioses, entre los que destacarían los siguientes:
-Júpiter, el equivalente al Zeus griego, que era el padre de los dioses y de los hombres. Se identificaba por su rayo.
-Juno, era la reina de los dioses así como protectora de la familia.
-Neptuno, el dios del mar.
-Marte, el dios de la guerra.
-Minerva, la diosa de la sabiduría y la inteligencia.
-Venus, la diosa del amor.
-Mercurio, el dios del comercio.

Muchas son las discusiones que han girado sobre si es mejor el politeísmo o el monoteísmo. Por eso, nada mejor que tener en cuenta sus pros o ventajas al respecto:
-El monoteísmo, por ejemplo, se puede volver absolutamente intolerante. Y eso se traduciría luego en atrocidades de todo tipo.
-En el politeísmo hay “explicación” para todo ya que cualquier hecho o situación se atribuye a uno u otro dios.
-Asimismo no hay que pasar por alto que se considera que en el politeísmo se le da más oportunidades al hombre si comete un “pecado”. Y es que pueda apelar a un dios para que intercede por él ante otro dios. De la misma manera, se le da más libertad de actuación al hombre y a la mujer porque sus dioses no son omnipotentes.

Entre el politeísmo y el monoteísmo se encuentra el henoteísmo. En el henoteísmo, se cree en varios dioses, aunque uno tiene preponderancia sobre el resto y, por lo tanto, es el que recibe la adoración. Los antropólogos sostienen que muchas sociedades antiguas pasaron del politeísmo al henoteísmo y, a partir de éste, finalmente llegaron al monoteísmo.

En la actualidad, se conoce como neopaganismo a ciertas doctrinas que son politeístas y que combinan diferentes elementos de religiones previas al cristianismo.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2013. Actualizado: 2015.
Definicion.de: Definición de politeísmo (http://definicion.de/politeismo/)