Definición de clavicordio

El término clavicordio surgió a partir de la unión de dos palabras latinas: clavis (que se traduce como “llave”) y chorda (cuya traducción es “cuerda”). El clavicordio es un instrumento de música que, como su nombre lo sugiere, presenta cuerdas y también un teclado.

Clavicordio

En el clavicordio, las teclas son palancas. Cuando se presiona una, una púa de metal conocida como tangente, que se encuentra en el otro extremo de la tecla, toca la cuerda. La tangente divide la cuerda en su longitud: una de las partes no produce sonido ya que se mantiene en contacto con una franja de fieltro, mientras que la otra parte genera un sonido cuya altura es determinada por la tangente.

La curva de sonido del clavicordio finaliza en el corto plazo. Esto quiere decir que, cuando la tangente deja la cuerda, el sonido concluye enseguida. El músico tiene la posibilidad de realizar efectos con sus dedos al modificar la fuerza que ejerce sobre la tecla mientras la tangente permanece sobre la cuerda en cuestión.

Más allá de que la intensidad sonora del clavicordio es débil, el intérprete puede atacar con más o menos fuerza e incidir sobre la respuesta del instrumento. Cabe destacar que es posible que dos o más teclas actúen sobre una misma cuerda, ya que la vibración se produce por partes.

Con un clavicordio se pueden ejecutar composiciones escritas para órganos, pianos o claves. De todas maneras, ante la escasa intensidad de su sonido, este instrumento no suele emplearse en conjuntos de cámara.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2016.
Definicion.de: Definición de clavicordio (https://definicion.de/clavicordio/)
Top