Definición de cruenta

El adjetivo cruento, que procede del vocablo latino cruentus, se emplea para calificar a aquel o aquello que resulta sangriento o feroz. Por ejemplo: “Esta cruenta guerra ya se ha cobrado miles de vidas”, “Un cruento enfrentamiento entre la policía y una banda de delincuentes finalizó con tres muertos y cinco heridos”, “Los narcos se encuentran inmersos en una cruenta batalla por el dominio territorial de la zona”.

Cruenta

Una situación recibe la calificación de cruenta cuando implica un derramamiento de sangre. Supongamos que dos grupos de jóvenes, a la salida de una discoteca, se trenzan en una pelea. Estas personas cuentan con armas blancas y además comienzan a recoger objetos contundentes que encuentran en la vía pública: piedras, botellas, etc. Como saldo de la disputa, dos adolescentes fallecen y otros seis terminan hospitalizados. Ante este terrible saldo, puede decirse que trató de una pelea cruenta.

En ocasiones el calificativo de cruenta o cruento se utiliza para enfatizar los efectos trágicos de un conflicto armado o una beligerancia. Una guerra, por citar un caso, siempre es sanguinaria. Sin embargo, si el número de víctimas fatales y las consecuencias sociales graves son elevadas incluso teniendo en cuenta las características habituales de estas hostilidades, los medios de comunicación pueden aludir a una guerra cruenta.

Lo cruento también puede ser simbólico y referirse a la falta de contemplaciones o consideraciones. Un divorcio cruento, en este marco, es aquel en el cual los integrantes de la pareja que se está disolviendo sacan a relucir las miserias del otro y recurren a todo tipo de recursos para obtener una ventaja.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2017.
Definicion.de: Definición de cruenta (https://definicion.de/cruenta/)