Definición de disnea

El término griego dýspnoia llegó al latín como dyspnoea, que en nuestro idioma derivó en disnea. El concepto se emplea para nombrar al trastorno o dificultad que afecta la respiración.

Disnea

Por lo general se asocia la disnea a la falta de aire. Esta respiración deficiente provoca malestar en la persona, generando sensaciones subjetivas cuya intensidad varía según cada situación.

Cuestiones fisiológicas, ambientales y psicológicas inciden en la disnea, que una vez producida puede derivar en el desarrollo de diversos comportamientos y respuestas. Según sus características, se puede diferenciar entre varias clases de disnea.

La disnea de reposo se registra cuando la persona se encuentra quieta. La disnea de esfuerzo, en cambio, irrumpe a partir de una actividad física intensa. La disnea paroxística nocturna surge mientras el individuo duerme y termina despertándolo por la falta de aire. También puede hablarse de la disnea de decúbito, que se revierte cuando el sujeto se pone en posición erecta.

Un neumotórax, un enfisema, un broncoespasmo, una cardiopatía, el asma o un cáncer pueden ser motivos de disnea. Incluso una alergia, un ataque de pánico o encontrarse en un ambiente muy contaminado pueden dar lugar a la dificultad respiratoria. El tratamiento de la causa de origen, en definitiva, es indispensable para revertir el problema.

A nivel general, para disminuir o revertir la disnea se recomienda salir de los lugares pocos ventilados y con grandes aglomeraciones de gente, alejarse del humo y no fumar. En algunos casos, el médico incluso puede indicar el suministro adicional de oxígeno.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2017.
Definicion.de: Definición de disnea (https://definicion.de/disnea/)

Definiciones Relacionadas