Definición de entraña

La etimología de entraña nos lleva al vocablo latino interaea, que puede traducirse como “intestinos”. Esta raíz está estrechamente vinculada a la primera acepción del término que presenta la Real Academia Española (RAE) en su diccionario.

La RAE, de este modo, indica que se denomina entraña a cada órgano que se encuentra en el interior del cuerpo de una persona o de un animal. Las entrañas, por lo tanto, están alojadas en las cavidades más importantes del organismo.

Víscera

La noción de entraña puede usarse para aludir a una víscera.

Sinónimo de víscera

En esta primera acepción mencionada por la RAE, entraña es sinónimo de víscera (palabra procedente del latín viscĕra). De hecho, la academia presenta exactamente la misma definición en ambos casos.

Las entrañas o vísceras son órganos internos que se hallan contenidos en la pelvis, el abdomen o el tórax. A nivel embriológico, tienen su origen en el endotermo o en el mesodermo.

Es posible diferenciar entre las entrañas macizas y las entrañas huecas. En el primer caso, las vísceras cuentan con parénquima (un tejido funcional) y estroma (el tejido que brinda sostén), mientras que las huecas contienen una serie de capas.

La entraña, un corte vacuno cada vez más apreciado

En Argentina, se llama entraña al corte de carne correspondiente al diafragma de la vaca. Cabe destacar que el diafragma es una membrana compuesta por fibras musculares cuya función es separar la cavidad abdominal de la cavidad torácica.

La entraña es angosta y alargada y se suele comercializar con las capas muy finas que las recubren, las cuales se dejan o se quitan según el modo de cocción elegido. Entre las características principales de la entraña se destacan su sabor intenso y su color rojo fuerte.

Comida rápida

Con la entraña pueden prepararse hamburguesas.

En los últimos años, la entraña ganó popularidad en las casas y en los restaurantes argentinos. Sin embargo, antes no era apreciada e incluso solía destinarse al descarte o a su comercialización como parte de los menudos.

La entraña suele cocinarse a la parrilla o a la plancha. Hay quienes optan por procesarla en una picadora para preparar hamburguesas de entraña.

Lo esencial y lo inaccesible

Es importante señalar que la noción de entraña puede emplearse para hacer mención a lo esencial o central de algo. Además puede aludir a lo inaccesible o a lo más recóndito. En estos casos, muchas veces se utiliza en plural (las entrañas).

Por ejemplo: “Te aseguro que voy a seguir investigando hasta llegar a la entraña de este asunto”, “El delincuente se ocultó durante varias semanas en las entrañas del bosque”, “Al enterarse de la noticia, la mujer lanzó un grito que nació de sus entrañas”.

Entraña, por otro lado, se asocia al genio o temperamento de un individuo y a la voluntad de alguien: “No tendrás problemas, es un muchacho de buenas entrañas”, “Ese sujeto no tiene entrañas”.

Entraña, del verbo entrañar

No se puede dejar de mencionar que entraña también es una conjugación de entrañar. Este verbo hace mención a contener algo o a introducirlo en lo más profundo.

“De acuerdo a los especialistas, el proyecto del gobierno entraña una paradoja ya que, si bien seguramente será aprobado por el Congreso, lo más probable es que la Corte Suprema lo declare inconstitucional y finalmente no pueda concretarse” es una expresión donde el término aparece del modo mencionado.

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2021.
Definicion.de: Definición de entraña (https://definicion.de/entrana/)

Buscar otra definición