Definición de lóbulo

El término lóbulo proviene del latín científico lobulus. La primera acepción que menciona la Real Academia Española (RAE) en su diccionario hace referencia a los sectores que resaltan en el borde de algún elemento.

Lóbulo

El lóbulo de la oreja, por ejemplo, es el fragmento no cartilaginoso que se encuentra en la zona inferior. También llamado perilla, este lóbulo suele ser perforado para la colocación de aros (aretes o pendientes).

Lóbulo, por otra parte, es la porción prominente y redondeada de cualquier órgano. En el cerebro, por citar un caso, es posible reconocer varios lóbulos.

El lóbulo frontal se vincula al razonamiento, el movimiento, las emociones y el lenguaje. El lóbulo occipital, en tanto, está relacionado con la generación de imágenes. El lóbulo parietal tiene a su cargo la percepción sensorial, mientras que el lóbulo temporal cumple funciones asociadas a la coordinación y el equilibrio. Como se puede advertir, los diversos lóbulos cerebrales son muy importantes para el organismo.

Los pulmones también presentan lóbulos. En el caso del pulmón derecho, dispone de tres lóbulos (el lóbulo inferior, el lóbulo medio y el lóbulo superior), uno más que el pulmón izquierdo (que solo cuenta con el lóbulo inferior y el lóbulo superior). El motivo de esta diferencia es que, por la inclinación del corazón, el pulmón izquierdo posee menos volumen.

El hígado, por último, evidencia dos lóbulos principales (el lóbulo izquierdo y el lóbulo derecho) y otros dos menores (el lóbulo caudado y el lóbulo cuadrado). Para algunos estudiosos, de todos modos, estos dos últimos lóbulos en realidad forman parte del lóbulo izquierdo.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de lóbulo (https://definicion.de/lobulo/)

Buscar otra definición