Definición de hedor

La etimología de hedor nos lleva al vocablo latino foetor. El concepto alude a un olor intenso y nauseabundo que resulta molesto.

Hedor

Por ejemplo: “¿Qué es ese hedor? No se puede estar aquí”, “El hedor de los contenedores de basura cuando están bajo el sol se percibe a varios metros de distancia”, “La policía descubrió el cadáver del anciano por el fuerte hedor”.

El hedor, por lo tanto, es un aroma fétido y nada agradable. Por lo general se vincula a materia en descomposición, aunque también puede asociarse a ciertos productos químicos y a otras sustancias.

Supongamos que alguien deja un trozo de carne al aire libre, sin refrigeración. Con el correr de las horas y de los días, esa carne empezará a sufrir un proceso de putrefacción a partir de la aparición de microorganismos e insectos. La carne, al pudrirse, emanará un hedor que seguramente provocará el rechazo de todas las personas que pasen cerca.

En el caso de las personas, el hedor suele estar relacionado a un problema de salud. Se conoce como hedor hepático, en este marco, al olor que desprenden los sujetos que padecen determinadas enfermedades crónicas del hígado. Este hedor se debe a la liberación de compuestos químicos que proceden de un aminoácido (metionina) debido a las fallas en el metabolismo.

El Gran Hedor, por otra parte, es el nombre que identifica a un periodo de 1858 en el cual, en Londres, se podía percibir el olor de los desechos que eran arrojados al río Támesis sin tratamiento. Por las temperaturas altas e inusuales de aquel verano, proliferaron las bacterias y la pestilencia se propagó por diversos rincones de la ciudad.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de hedor (https://definicion.de/hedor/)

Buscar otra definición