Definición de magma

La noción de magma procede de un vocablo de la lengua griega que puede traducirse como “pasta”. El término permite hacer referencia a la masa rocosa fundida que se halla en el interior del planeta Tierra.

Magma

El magma es una mezcla de materiales sólidos, volátiles y líquidos. Al enfriarse se cristaliza y se consolida, dando lugar a las rocas ígneas. Cuando la cristalización se produce en el interior de la Tierra, se trata de rocas intrusivas o plutónicas; en cambio, si el magma asciende a la superficie, se vuelve lava y recién entonces se enfría, genera rocas efusivas o volcánicas.

El magmatismo es el proceso de formación de magma. Por lo general se lleva a cabo en los bordes de las placas tectónicas, debajo de las dorsales oceánicas, aunque también puede concretarse en zonas ubicadas en el interior de las placas y en las áreas de subducción.

Cuando se combinan altas temperaturas con elevados niveles de presión, las rocas se fusionan y se convierten en magma. Esa sustancia solo puede encontrarse de forma subterránea ya que, al llegar al exterior, recibe el nombre de lava.

El magma suele concentrarse en cámaras subterráneas (las llamadas cámaras de magma). Allí se mantiene la masa fundida que incluye una parte líquida, fragmentos de cristales y rocas y diferentes gases disueltos. Las cámaras de magma permiten alimentar los volcanes.

Muchas veces las erupciones volcánicas se producen cuando la presión del vapor de los gases se vuelve mayor a la presión ejercida por las rocas sólidas que mantienen confinado al magma. Esto genera la aparición de múltiples burbujas que intentan “escapar” hasta que se concreta la erupción y el magma es expulsado como lava.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de magma (https://definicion.de/magma/)

Buscar otra definición