Definición de línea recta

En el terreno de la geometría, una línea es una sucesión indefinida y continua de puntos. El adjetivo recto, en tanto, alude a aquello que no tiene ángulos ni curvas.

Línea recta

Una línea recta presenta una única dimensión y se desarrolla en una misma dirección. Cuenta con una cantidad infinita de puntos y por lo tanto puede extenderse indefinidamente en ambos sentidos.

Junto al punto y al plano, la recta es uno de los entes fundamentales de la geometría. Esto quiere decir que carece de una definición propia: se entiende a través de la descripción de otros elementos de características similares o semejantes.

También se menciona a la línea recta como la distancia más corta que existe entre dos puntos de un mismo plano. Por lo general a una línea recta se la nombra mediante una letra minúscula: recta a, recta b, etc.

Cuando una línea recta es cortada, surgen dos semirrectas. Cada semirrecta se forma por la totalidad de los puntos ubicados a un lado del punto fijo donde se produjo el corte (llamado origen). De esta manera, una semirrecta se desarrolla de manera indefinida en una sola dirección, a diferencia de la recta.

A las dos semirrectas surgidas por el corte de una línea recta se las califica como opuestas. Estas semirrectas comparten el origen.

En el lenguaje coloquial, la idea de línea recta está vinculada a la ausencia de vueltas o desvíos. Por ejemplo: “El joven ingresó al salón y avanzó en línea recta hasta la barra”, “El vehículo se dirigió en línea recta hacia la vivienda y terminó impactando contra la puerta”.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de línea recta (https://definicion.de/linea-recta/)

Buscar otra definición