Definición de polilla

Una polilla es una mariposa de hábitos nocturnos. Se trata de un lepidóptero: un insecto que desarrolla una metamorfosis completa y que dispone de boca succionadora y dos pares de alas.

Polilla

Las polillas tienen cabeza amarillenta y cuerpo de color grisáceo, con una mancha oscura en las alas. Miden, en su adultez, aproximadamente un centímetro de largo. Sus larvas, en tanto, construyen un capullo y destruyen el material donde anidan, que puede ser un papel, un tejido o una piel.

La llamada polilla de la ropa, de nombre científico Tineola bisselliella, se caracteriza por dañar las prendas de indumentaria. Esto se debe a que las larvas se alimentan de la queratina que está presente en las fibras naturales procedentes de animales, como la lana.

Al comer estas fibras, las polillas pueden agujerear la ropa que está guardada en armarios. Es importante tener en cuenta que, gracias a la oscuridad, el interior de estos muebles resulta ideal para el crecimiento de estos animales.

Para evitar la presencia de las polillas de la ropa, es imprescindible guardar las prendas una vez que estén limpias: si presentan manchas de sudor o restos de comida, se incrementa la probabilidad de un ataque de polillas. Además es necesario barrer el suelo y limpiar cajones y estantes con frecuencia para quitar pelos e hilos que puedan haberse desprendido.

Cabe destacar que, así como las polillas de la ropa prefieren la oscuridad, otros tipos de polillas siempre se dirigen hacia las fuentes de luz. Esto se debe a que, al ser nocturnas, evolucionaron utilizando el brillo de la luna como guía o referencia para volar. Una lámpara encendida, de este modo, les provoca confusión.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2019.
Definicion.de: Definición de polilla (https://definicion.de/polilla/)

Buscar otra definición