Definición de biberón

El término biberón, que tiene su origen etimológico en la lengua francesa, hace referencia a un recipiente equipado con una tetina que se emplea para la lactancia artificial. Según el país, a este utensilio también se lo nombra como mamadera, tetero, mema o chupón, todos conceptos aceptados por la Real Academia Española (RAE) en su diccionario.

Es importante mencionar que la idea de lactancia puede usarse para nombrar al sistema alimenticio que se basa de forma exclusiva en la leche, como se recomienda con los niños menores de seis meses. Cuando una madre no puede o no desea amamantar a su hijo, se recurre a la lactancia artificial.

Mamadera

Un biberón consta de una botella con una tetina.

Características de un biberón

Los biberones son objetos que permiten el desarrollo de la lactancia artificial, ya sea como única forma de alimentación o como complemento del amamantamiento. El bebé, de este modo, accede a la leche a través del biberón y no del pecho.

El biberón consiste en una botella de plástico o vidrio donde se coloca la leche. Dicha leche puede ser materna (es decir, extraída del pecho de la madre) o de fórmula (un sustituto artificial que, por lo general, se produce con leche de vaca y otros ingredientes). El pequeño succiona la leche del biberón a través de una tetina que tiene forma de pezón.

Cabe destacar que los médicos recomiendan que la lactancia materna sea el alimento exclusivo de los niños hasta los seis meses y que luego se combine con otros hasta los dos años. Esto se debe a que la lactancia materna refuerza el sistema inmune del bebé y favorece el vínculo emocional entre madre e hijo.

Leche

Los biberones facilitan la lactancia artificial.

Recorrido histórico

Existen antecedentes prehistóricos de objetos similares al biberón, fabricados con arcilla y cuernos de animales. Sin embargo, recién en el siglo XIX comenzaron a producirse biberones similares a los actuales, capaces de ser empleados sin poner en riesgo al bebé.

Los biberones primitivos tendían a acumular microbios ya que eran muy difíciles de limpiar. De este modo su utilización solía provocar infecciones.

Un paso clave en la evolución de los biberones se concretó cuando las botellas se volvieron resistentes al calor, lo que permitió empezar a esterilizarlas a nivel hogareño. Dicho avance se logró en la década de 1960.

Tipos de biberón

Hoy es posible encontrar numerosos tipos de biberón en farmacias, supermercados y tiendas de productos para bebés. Podemos diferenciar los biberones según su capacidad (100 ml, 250 ml, etc.) o el material de la botella (vidrio, plástico) y la tetina (silicona, látex), por ejemplo.

También es habitual que se distinga entre los biberones para recién nacidos, los biberones de boca ancha y los biberones de transición. Las características varían según el tamaño, el agarre del recipiente y la cantidad de leche que pasa por la tetina.

La importancia de limpieza

Cualquiera sea el biberón elegido, la limpieza resulta muy importante. Si se acumulan gérmenes en la botella o en la tetina, la leche puede contaminarse.

En el caso de los niños menores de seis meses, se suele recomendar la esterilización del biberón antes de cada toma. Dicho proceso se lleva a cabo hirviendo la botella o apelando a un esterilizador.

En todos los casos, después del uso, se debe lavar el biberón con agua y jabón, asegurándose que no queden restos de leche en ningún recoveco. Para esto hay que desmontarlo y limpiar cada parte. Finalmente hay que secarlo al aire.

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2021.
Definicion.de: Definición de biberón (https://definicion.de/biberon/)

Buscar otra definición