Definición de conde

Antes de entrar de lleno en el significado del término conde, vamos a proceder a descubrir su origen etimológico. En este caso, podemos exponer que se trata de una palabra que deriva del latín, exactamente de “comes, comitis”, que puede traducirse como “compañero” o “camarada”.

Conde

Se llama conde al individuo que posee el título nobiliario que resulta inmediatamente inferior al título de marqués. Esta distinción es concedida por un monarca a modo de agradecimiento o reconocimiento.

Las facultades de los condes varían de acuerdo a la época y a la región. A nivel general, el título se volvió simbólico u honorífico a partir del siglo XIX, aunque antiguamente el conde podía ser la máxima autoridad de un territorio.

Es importante tener en cuenta que los títulos nobiliarios eran muy relevantes en la Edad Media, cuando constituían una herramienta para ordenar las jerarquías en los regimenes feudales. El rey, en este marco, reconocía y premiaba a ciertas personas por su rendimiento en las batallas y por otros logros.

Por entonces, la jerarquía social era encabezada por el emperador o por el rey. Luego se ubicaban los duques y, debajo de ellos, los marqueses. El orden descendente continuaba con los condes, los vizcondes y los barones.

En el caso específico de los condes, en sus orígenes eran los individuos que acompañaban al emperador del Imperio Romano. El feudo a cargo del conde recibía el nombre de condado.

Uno de los condes más famosos de la historia pertenece al terreno de la ficción: el conde Drácula, personaje creado por el escritor irlandés Bram Stoker para su novela “Drácula”. El conde Drácula, de acuerdo al libro, es un vampiro que reside en un castillo de Transilvania.

No obstante, dentro del ámbito literario y de ficción en general, nos encontramos con otros personajes muy conocidos que también han contado con el citado título nobiliario. Este sería el caso, por ejemplo, de “El Conde de Montecristo”. Este es el título de una de las novelas de aventuras más importantes de Alejandro Dumas, publicada en el año 1844.

En el ámbito histórico, nos encontramos con una serie de condes que han ejercido un peso importante en el ámbito político social, cultural o económico. Entre esos destacan algunos como los siguientes:
-El Conde de Floridablanca, José Moñino y Redondo (1728 – 1808). Fue un relevante político español que ejerció como Secretario de Estado durante el periodo comprendido entre 1777 y 1792. Además, presidió la Junta Suprema Central.
-El Conde de Romanones, Álvaro Figueroa y Torres Mendieta (1863 – 1950). Fue un político español que ocupó los cargos de Presidente del Congreso de los Diputados, Presidente del Senado e incluso de Presidente del Consejo de Ministros durante el reinado de Alfonso XIII. A todo eso hay que añadir que formó parte del partido liberal de Canalejas y Sagasta.
-El Conde Aranda, Pedro Pablo Albarca de Bolea y Ximénez de Urrea (1719 – 1798), que ejerció como Secretario de Estado de Carlos IV.

Entre los numerosos condes reales, se puede mencionar a Alfonso Martínez de Irujo y Fitz-James Stuart, un aristócrata español que es conde de Palma del Río, Guimerá, Ribadeo y Aranda.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y María Merino. Publicado: 2016. Actualizado: 2018.
Definicion.de: Definición de conde (https://definicion.de/conde/)

Buscar otra definición