Definición de

Trabajador

Un trabajador es un individuo que trabaja. Si bien esa es la definición principal del concepto, el término puede usarse con distintos matices y acepciones.

Es muy importante tener en claro que trabajar implica llevar a cabo una actividad intelectual o física. Lo habitual es que la idea de trabajo se asocie a la ocupación remunerada: es decir, la persona recibe una remuneración por desarrollar sus tareas. En este contexto, un trabajador es alguien que cuenta con un empleo por el cual recibe un salario u otro tipo de pago.

Arquitecto

La experiencia laboral es un activo para el trabajador.

Desarrollo del concepto de trabajador

La noción de trabajador comenzó a forjarse en el siglo XIX, con la Revolución Industrial que tuvo su origen en el Reino Unido y luego se expandió al resto de Europa y finalmente a otras regiones. Fue entonces cuando se dividieron de una forma más marcada las clases sociales, diferenciando entre los capitalistas (la burguesía) y los trabajadores (el proletariado).

Durante el feudalismo, los trabajadores eran vasallos o siervos. No tenían derechos laborales y dependían de un señor (el llamado señor feudal). Tampoco existía la movilidad social ya que los estratos eran estamentos fijos.

Con el capitalismo, basado en la propiedad privada de los medios productivos, los estamentos del feudalismo fueron reemplazados por las clases sociales. Las relaciones laborales pasaron a estar mediadas por el dinero, con el trabajador cumpliendo ciertas tareas para el capitalista a cambio de un pago.

De acuerdo al marxismo, hubo una acumulación originaria de riqueza a través de la colonización y la esclavitud que permitió que un sector social se quede con el capital mientras que el resto resultó privado de los medios de producción. Frente a esta realidad, aquellos que no tenían cómo producir se vieron forzados a vender su fuerza de trabajo como método de subsistencia.

Hoy se entiende que el trabajador es quien ofrece esa fuerza de trabajo (su capacidad intelectual y física) para realizar una tarea a cambio de una remuneración. Al empresario o empleador le resulta conveniente pagar al trabajador ya que el empleado genera un valor que supera a aquel que obtiene como sueldo. Esa diferencia es mencionada por el marxismo como plusvalía y constituye la ganancia del capitalista.

Salario

El salario es una de las variables que un trabajador suele analizar al recibir una oferta laboral.

Las condiciones de trabajo

Se conoce como condiciones de trabajo al conjunto de factores y variables que organizan la actividad laboral. Cuando se cumple la ley, el trabajador firma un contrato laboral con su empleador donde se establecen las obligaciones y los derechos de ambas partes.

El empleado, en este marco, debe cumplir una jornada laboral de una cierta cantidad de horas para luego cobrar su salario. Además del dinero que percibe, accede a beneficios sociales como seguro médico, jubilación, etc.

Los trabajadores se agrupan en sindicatos que defienden sus derechos. De este modo, en caso de un incumplimiento del empresario, el empleado puede acudir al delegado sindical para recibir asistencia y acompañamiento en su reclamo.

Cabe destacar que un trabajador registrado cuenta con vacaciones laborales pagas (es decir, obtiene su sueldo completo aún cuando no trabaje en su periodo de descanso), cobra horas extra si desarrolla su actividad más allá de su horario habitual y accede a una indemnización en caso de despido. Esto no suele cumplirse si se trata de un trabajador en negro, sin contrato laboral. Tampoco es habitual que un trabajador autónomo (freelance) o un emprendedor dispongan de estos derechos.

Protesta

Las movilizaciones laborales y la huelga son instrumentos que tienen los trabajadores para hacer valer sus derechos.

Los trabajadores y la búsqueda laboral

Queda claro que quien no cuenta con medios de producción, debe conseguir un empleo remunerado para subsistir. El desempleo o paro es uno de los grandes problemas sociales de la modernidad ya que, por lo general, un adulto sin trabajo es una persona que no recibe ingresos y por eso no puede satisfacer sus necesidades materiales básicas.

Para encontrar trabajo, lo más frecuente es que el individuo elabore un curriculum vitae (CV). En dicho documento presenta sus datos personales, menciona su formación profesional y enumera sus antecedentes laborales. Con el CV ya preparado, puede enviarlo a las empresas que se encuentran en proceso de reclutamiento para un puesto de trabajo o acercarlo espontáneamente a cualquier compañía.

Si bien la metodología de contratación puede variar, generalmente el empleador que está interesado en contratar a un trabajador lo convoca primero a una entrevista de trabajo. Allí ambos conversan sobre las condiciones del puesto; si hay acuerdo, se procede a concretar la contratación.

Para tener más chances de ser contratado, es importante que el trabajador invierta tiempo (y, si es necesario y posible, dinero) en su capacitación. Ser bilingüe, contar con destrezas informáticas avanzadas y disponer de un posgrado, por mencionar apenas algunas posibilidades, son competencias laborales que pueden ayudar a encontrar empleo.

La experiencia también es importante para tener éxito en el mercado laboral. Por eso los jóvenes suelen realizar prácticas profesionales durante su etapa de formación y muchos comienzan su carrera como becarios para adquirir conocimientos y enriquecer su CV.

Los cambios generados por la tecnología

El avance de las telecomunicaciones modificó la realidad de muchos trabajadores. Hoy, con acceso a Internet de banda ancha y la masificación de la telefonía móvil o celular, muchos empleados cumplen con sus labores a distancia. El teletrabajo supone que no es necesario estar físicamente en una oficina o empresa para desarrollar las tareas, aunque obviamente esto depende del sector laboral.

Si bien el teletrabajo suele ser considerado como un beneficio para el trabajador, no estar presencialmente junto a compañeros o incluso el jefe puede acarrear ciertos inconvenientes. La virtualidad atenta contra la negociación colectiva, suele obligar a adoptar un horario flexible y hasta impide el absentismo laboral: hay empleadores que presionan a los trabajadores para que, incluso estando enfermos, sigan estando activos desde una computadora o teléfono.

Cómo citar este artículo Julián Pérez PortoPublicado por Julián Pérez Porto, el 2 de abril de 2024. Trabajador - Qué es, definición y concepto. Disponible en https://definicion.de/trabajador/
Buscar otra definición
x