Definición de ascenso

La noción de ascenso tiene su origen etimológico en el vocablo latino ascensus. El concepto se utiliza con referencia al acto de ascender: es decir, de subir (desplazarse hacia arriba).

Ascenso

Por ejemplo: “El ascenso a esta montaña es muy complicado”, “Gracias a mi nuevo automóvil, pude realizar el ascenso al cerro en menos de cinco minutos”, “Tienes que usar dos elevadores distintos para completar el ascenso hasta la terraza de este rascacielos”.

En el contexto laboral, se denomina ascenso a la promoción de un trabajador a un cargo más importante y mejor remunerado. Supongamos que un joven trabaja como representante comercial de una empresa. Por su buen desempeño y ante la jubilación de otro empleado, el dueño de la compañía decide darle un ascenso y así lo convierte en el gerente de ventas de la firma. El muchacho, gracias a este cambio, comienza a percibir un salario mayor, aunque también pasa a contar con más responsabilidades.

El temor a este aumento de responsabilidad lleva a muchos trabajadores a conformarse con sus puestos, en lugar de aspirar a un ascenso dentro de su compañía. Por otro lado, el camino para conseguir un mejor puesto suele ser arduo, tanto por el esfuerzo que acarrea esmerarse al máximo en el desempeño de las tareas como por el tiempo que puede tomar captar la atención de los superiores de la forma esperada.

Por lo general, cuando comenzamos a trabajar en un puesto muy bajo, los primeros ascensos no son tan prometedores, y muchas veces nos llevan a situaciones que podrían considerarse peores a las anteriores. El gran objetivo se encuentra lejos y solamente los más persistentes y perseverantes pueden aspirar a alcanzarlo, como ocurre en casi todos los aspectos de la vida.

La idea de ascenso económico o social, por otra parte, está vinculada a un movimiento simbólico en la estructura de una sociedad. Las personas que integran la clase baja pueden ascender a la clase media si consiguen los ingresos necesarios para vivir en condiciones dignas y acceder a mejores servicios.

Lamentablemente, el ascenso a lo largo de la jerarquía social no es tan sencillo como conseguir más dinero y mudarse a un barrio más lujoso. La discriminación hacia quienes derriban la barrera de la pobreza y comienzan a integrarse en un sector más desarrollado suele ser muy marcada, y esto impide una fusión absoluta.

Para el ámbito de la economía, el concepto de ascenso también se denomina auge, y se trata de la fase del ciclo en el cual toda la actividad atraviesa un momento de apogeo y prosperidad. De esta manera, el ascenso se define como lo opuesto a la depresión, la cual acarrea la decadencia.

Es importante señalar que la duración del ascenso económico no siempre es igual, y de hecho puede variar considerablemente: de acuerdo con las condiciones de la economía en un momento dado, puede extenderse a lo largo de muchos años o simplemente abarcar unos pocos meses.

Cuando se estanca la producción, llega una vez más la crisis y esto da lugar al comienzo de un ciclo económico nuevo. Es el punto crítico de la etapa de recuperación, dado que determina el momento en el cual el crecimiento de la economía se ve interrumpido, algo que puede suceder como resultado de dos factores bien definidos: por haber llegado al empleo pleno de la etapa anterior; por la presencia de rigidez.

En el terreno del deporte, por último, el ascenso supone que un equipo logra acceder a una categoría superior respecto a aquella en la que estaba compitiendo. Un club de fútbol que se consagra campeón de la Segunda División, por citar una posibilidad, asciende a la Primera División.

  • Compartir  

Referencias

Autores: Julián Pérez Porto y Ana Gardey. Publicado: 2015. Actualizado: 2017.
Definicion.de: Definición de ascenso (https://definicion.de/ascenso/)
Top