Definición de bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es una sustancia que tiene múltiples usos. Para saber específicamente de qué tipo de compuesto se trata, es necesario analizar los términos que forman el concepto.

Comencemos con la idea de bicarbonato. Se denomina ácido carbónico a un ácido proveniente del dióxido de carbono, cuya fórmula molecular es H2CO3. El bicarbonato es una sal ácida del ácido carbónico.

El sodio, en tanto, es un metal que aparece con frecuencia en la corteza de la Tierra como sal. Su número atómico es 11, mientras que su símbolo es Na.

Bicarbonato sódico

Se llama bicarbonato de sodio a una sal ácida del ácido carbónico.

Qué es el bicarbonato de sodio

Se llama bicarbonato de sodio a un tipo de bicarbonato que contiene sodio. Este compuesto químico de fórmula molecular NaHCO3 presenta un átomo de sodio, un átomo de hidrógeno, un átomo de carbono y tres átomos de oxígeno.

El bicarbonato de sodio, también llamado bicarbonato sódico, es un sólido cristalino que aparece naturalmente como mineral y que puede producirse de forma artificial. Para obtenerlo a nivel industrial se apela al proceso Solvay.

Un método estudiado por Ernest Solvay

El químico belga Ernest Solvay fue quien optimizó un procedimiento ya postulado con anterioridad para producir bicarbonato de sodio. El método parte de dióxido de carbono y amoníaco en estado gaseoso, llevándolos a una solución saturada de cloruro de sodio.

Esto permite la formación de hidrogenocarbonato de sodio y de cloruro de amonio. El hidrogenocarbonato de sodio, a su vez, es separado de la solución mediante filtración y luego, por calcinación, se convierte en carbonato de sodio. Es en una de las reacciones intermedias donde se consigue el bicarbonato de sodio.

Aditivo leudante

En la gastronomía, el bicarbonato de sodio tiene varios usos.

El bicarbonato de sodio como antiácido

Uno de los usos más populares del bicarbonato de sodio se da como antiácido. Por sus propiedades, se usa en el tratamiento de la acidez estomacal (la pirosis).

Es importante tener en cuenta que un médico es quien debe indicar si la utilización del bicarbonato sódico es adecuada o no según el paciente. Además el profesional de la salud debe señalar cómo tiene que concretarse la ingesta.

A nivel general, podemos decir que el bicarbonato de sodio se comercializa en forma de polvo o de tabletas para su consumo por vía oral. Lo que hace el bicarbonato, en este caso, es neutralizar el nivel excesivo de ácido que se encuentra en el estómago.

Cabe destacar que, en el ámbito sanitario, también se suele aprovechar el bicarbonato sódico como antiséptico. Con gárgaras o enjuagues bucales, ayuda a tratar el malestar de garganta y las úlceras pequeñas de la boca.

Su uso en la gastronomía

Cuando el bicarbonato de sodio reacciona con un ácido, libera dióxido de carbono. Por eso se emplea en el campo de la repostería y la panadería como aditivo para favorecer el leudado de una masa.

Gracias al bicarbonato sódico, pues, se logra que los panes y los bizcochuelos resulten más esponjosos. Por otro lado, este bicarbonato sirve para rectificar la acidez de la salsa de tomate y de otros alimentos, neutralizando ácidos y mejorando el sabor.

Esa misma capacidad de neutralización hace que, al incorporar bicarbonato de sodio al agua de cocción de las verduras, los vegetales no pierdan su color. Esto está vinculado a que impide la oxidación de las sustancias que otorgan la tonalidad.

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2021.
Definicion.de: Definición de bicarbonato de sodio (https://definicion.de/bicarbonato-de-sodio/)

Buscar otra definición