Definición de incienso

De acuerdo a la primera acepción incluida en el diccionario de la Real Academia Española (RAE), un incienso es una gomorresina procedente de determinados árboles que, al arder, desprende un aroma particular. Las gomorresinas, a su vez, son fluidos que se encuentran en el interior de algunas plantas y que, al estar en contacto con el aire, se solidifican.

Incienso

El incienso macho es aquel que destila del árbol de manera natural. El incienso hembra, en cambio, fluye por incisión. Los inciensos machos son más puros y tienen una calidad superior en comparación a los inciensos hembras.

El uso más habitual del término incienso, de todos modos, refiere específicamente a una combinación de elementos resinosos que, cuando arden, emanan un olor agradable. Los inciensos, en este marco, son productos aromáticos que se usan para perfumar un ambiente o con fines rituales.

Un incienso suele contener gomorresinas mezcladas con aceites esenciales. En la Antigüedad, países como Japón y China recurrían a los inciensos para adorar a sus divinidades. Los pueblos precolombinos, como los aztecas y los mayas, también quemaban inciensos como ofrenda a los dioses e incluso con objetivos terapéuticos.

Muchas religiones actualmente siguen empleando inciensos. Los católicos y los budistas, por ejemplo, encienden estos productos en determinados actos.

Es posible diferenciar entre los inciensos combustibles o de quema directa y los inciensos no combustibles o de quema indirecta. Los inciensos de quema directa se ubican en un incensario, donde son encendidos. Gracias a la ventilación, el aroma se propaga. Estos inciensos pueden encontrarse en cono, como varas o en forma de espiral.

Los inciensos de quema indirecta, por su parte, se colocan sobre una placa caliente o sobre carbón ardiente. Se comercializan pulverizados, en pasta o enteros.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de incienso (https://definicion.de/incienso/)

Buscar otra definición