Definición de

Industria textil

Industria textil es la denominación que identifica a un sector productivo clave para la confección de indumentaria ya que de esta actividad manufacturera surgen recursos como telas y fibras, tanto sintéticas como naturales.

Cabe destacar que en el proceso de fabricación de ropa y en toda la dinámica propia de la industria textil interviene mucha gente que se ocupa de distintas cuestiones. Este ámbito constituye una gran fuente de empleo, pero es fundamental que las autoridades de cada país pongan la lupa sobre las condiciones laborales de los trabajadores textiles y se eviten la puesta en marcha de talleres clandestinos, focos lamentables de explotación laboral, salarios indignos, trabajo infantil y esclavitud donde no se cumple, obviamente, ningún parámetro de seguridad e higiene.

Coser

El arte del bordado y la aplicación de pigmentos, por señalar algunas alternativas, son parte de las posibilidades creativas que se contemplan dentro de la industria textil.

Áreas fundamentales de la industria textil

Hay múltiples áreas fundamentales que nutren a la industria textil y vale la pena conocerlas para saber cuánto esfuerzo y qué clase de actividades existen detrás de las prendas de vestir que vemos en comercios o en nuestro propio hogar.

En primer lugar, para iniciar la producción textil es esencial obtener, tanto por medios artificiales como por vías naturales, materias primas. En este marco es necesario aludir a la fibra textil, un elemento que, en función de sus características y propiedades, se cataloga como fibra corta, filamento, fibra sintética (como el nylon), fibra natural (como la seda, la lana, el cáñamo, el lino y el algodón), fibra artificial (como el rayón).

La hilatura, por otra parte, es imprescindible para que cada fibra textil pueda ser transformada en hilo. No es menos destacable la labor que se hace en tejeduría al realizar el tejido de hilos de fibra a fin de elaborar telas. Tampoco hay que pasar por alto la etapa de tintorería, en la cual se le aporta color a cada tela con un tinte especial para esta clase de productos y se aplican técnicas de acabado textil. Finalmente, entran en juego las fases de corte, confección y costura, etapas en las cuales se toman en consideración moldes, talles, diseño (patrón liso o estampado), estilo de prenda, etc.

Equipamiento textil

Las máquinas de coser son grandes aliadas de quienes se dedican al diseño textil.

Diseño, moda y tendencias

El diseño, la moda y las tendencias se suelen asociar a las pasarelas y al glamour, pero en el día a día también la industria textil proporciona herramientas para que cada individuo luzca bien y con estilo propio sin necesidad de convertirse en modelo.

Cabe recordar que los productos textiles no se limitan a la ropa que cotidianamente usan bebés, niños, jóvenes y adultos ni a los uniformes o a la vestimenta específica que se requiere en ciertas actividades laborales. Se fabrican y comercializan, al mismo tiempo, ropa de baño (toallas, batas), ropa de cama (sábanas, acolchados), ropa interior (conjuntos de lencería, bóxers) y hasta ropa de mesa (mantelería). Hay opciones de decoración (como alfombras y cortinas) y de tapicería, así como accesorios y variedad en materia de calzado que surgen de la industria textil.

Es interesante y enriquecedor interiorizarse acerca de tendencias a fin de saber qué colores, texturas, materiales y estilos se imponen en cada temporada, pero eso no significa que haya que renovar cada año el guardarropa completo.

Si el presupuesto lo permite y uno desea dejar su look en manos de alguien especializado en diseño, sí vale la pena invertir en una prenda exclusiva y a medida de alta costura en el caso de asistir a un evento importante o bien apostar por una creación enmarcada en la modalidad Prêt-à-porter.

Imposible dejar de resaltar que dentro de este sector industrial hay espacio incluso para la innovación textil. En ese contexto han ido gestándose iniciativas revolucionarias vinculadas a la sostenibilidad textil y a la tecnología, por ejemplo. Así ha tomado forma la moda sostenible (conocida asimismo bajo la denominación de moda ética) y se está expandiendo desde hace algunos años a nivel internacional el aprovechamiento de la nanotecnología textil con el objetivo de crear ropa deportiva (y de otros tipos) inteligente capaz de reconocer variables corporales y de esa manera dar datos útiles vinculados a la salud de cada usuario. En la actualidad ya no es un sueño lejano producir y comercializar textiles inteligentes que incorporan diminutos dispositivos electrónicos con capacidad para detectar estímulos externos, reaccionar ante cambios corporales, etc.

Hilos de coser

Para tejidos de punto, por ejemplo, se suele utilizar hilo 100% poliéster a raíz de su resistencia y su ligera elasticidad.

Equipamientos y elementos claves para la industria textil

Entre los equipamientos y elementos claves para la industria textil aparecen desde la máquina de coser hasta la máquina remalladora. No queda afuera de esta enumeración el telar ni el equipo de sublimación, por sumar otras referencias.

Cabe mencionar que la modernidad trajo consigo, entre otras ventajas y mejoras, dispositivos que hacen posible una técnica de impresión conocida como serigrafía, equipos esenciales para el desarrollo de textiles biodegradables y herramientas de reciclaje textil.

Claro que, junto a la inversión en maquinaria textil de última generación, es fundamental instruirse, acceder a cursos de capacitación textil y estar continuamente actualizando conocimientos para poder estar a la altura de las exigencias y necesidades que giran en torno a la industria textil.

Cómo citar este artículo Verónica GudiñaPublicado por Verónica Gudiña, el 4 de julio de 2023. Industria textil - Qué es, elementos, definición y concepto. Disponible en https://definicion.de/industria-textil/
Buscar otra definición
x