Definición de licor

El licor es una bebida alcohólica que se produce mediante la mezcla, la maceración y/o la destilación de diferentes sustancias. Por lo general tiene sabor a hierbas o a frutas, según su composición.

Licor

Los orígenes del licor están vinculados a las plantas medicinales. En la Edad Media, alquimistas y físicos preparaban brebajes con la intención de generar diversos beneficios para el organismo. Los licores primitivos también eran elaborados por monjes.

Debido a la variedad de formas de preparación y de ingredientes, los licores son muy variados. Incluso, las diferencias con otro tipo de bebidas espiritosas suelen ser algo difusas.

Hay licores que se obtienen infusionando plantas o frutas en alcohol o agua. Otros se elaboran incorporando extractos y esencias. Lo habitual es que cuenten con un elevado nivel de azúcar y que su graduación alcohólica se sitúe entre los 15º y los 50º.

De acuerdo a la combinación de alcohol y de azúcar, es posible distinguir entre el licor extra seco, el licor seco, el licor dulce, el licor fino y el licor crema. Hay personas que lo beben con el postre o después de la comida, aunque también se pueden emplear para cocinar o para preparar cocteles.

El amaretto, el curaçao y el triple seco (o triple sec) son algunos de los licores más populares. Otros son famosos a través de su denominación comercial, como el Cointreau (licor de naranja), el Strega (licor de hierbas) y el Tía María (licor de café). Cabe destacar que hay licores que se producen a nivel industrial y otros, artesanalmente.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de licor (https://definicion.de/licor/)

Buscar otra definición