Definición de logaritmo

La etimología de logaritmo nos lleva a dos vocablos griegos: lógos (que se traduce como “razón”) y arithmós (traducible como “número”). El concepto se emplea en el terreno de las matemáticas.

Logaritmo

Un logaritmo es el exponente al cual se necesita elevar una cantidad positiva para obtener como resultado un cierto número. Cabe recordar que un exponente, en tanto, es el número que denota la potencia a la cual debe elevarse otra cifra.

De este modo, el logaritmo de un número es el exponente al cual tiene que elevarse la base para llegar a dicho número. Muchas veces un cálculo aritmético puede realizarse de manera más simple apelando a los logaritmos.

Veamos un ejemplo. El logaritmo en base 5 de 625 es 4, ya que 625 es igual a 5 a la potencia 4: 5 x 5 x 5 x 5 = 625.

Dado un número (el argumento), la función logaritmo se encarga de asignarle un exponente (la potencia) al cual otro número fijo (la base) debe elevarse para obtener el argumento. Retomando nuestro ejemplo, el argumento es 625, la potencia es 4 y la base es 5.

Base a la potencia = Argumento
5 elevado a la 4 = 625
5 x 5 x 5 x 5 = 625

El escocés John Napier es señalado como el pionero en definir los logaritmos en el siglo XVII. Años más tarde, el suizo Leonhard Euler los vinculó con la función exponencial. Con el objetivo de facilitar operaciones, los ingenieros y científicos de distintos ámbitos recurren cotidianamente a los logaritmos.

Se llama escala logarítmica, por otra parte, a la escala de medición que usa el logaritmo de una cantidad física en reemplazo de la cantidad en cuestión.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2018.
Definicion.de: Definición de logaritmo (https://definicion.de/logaritmo/)

Buscar otra definición