Definición de antibiótico

Se denomina antibiótico a la sustancia que tiene la capacidad de eliminar o de interrumpir el crecimiento y la proliferación de diversos microorganismos patógenos. Esto se debe a que los antibióticos pueden actuar como bactericidas o desarrollar una acción bacteriostática.

Antibiótico

Los antibióticos pueden ser sintetizados en un laboratorio o producidos por un organismo vivo. Cuentan con un nivel de toxicidad que afecta a los patógenos, pero no a los organismos huéspedes, más allá de eventuales reacciones adversas. Por eso los antibióticos son utilizados para tratar infecciones que provocan las bacterias en seres humanos, animales y plantas.

Lo habitual es que los antibióticos, al ser ingeridos por el ser que padece la infección, contribuyan a defender su organismo del accionar de las bacterias. Con el paso de los días, la respuesta local orgánica logra fortalecerse hasta estar en condiciones de revertir el proceso infeccioso.

Es importante mencionar que, cuando la infección es viral (producida por un virus), los antibióticos no resultan efectivos. Por otra parte, si los antibióticos se consumen de un modo que no es correcto en cuanto a la dosis o la frecuencia, las bacterias pueden volverse resistentes, agravando el problema. Por eso es imprescindible consultar a un médico y no automedicarse.

La penicilina es uno de los antibióticos más conocidos. Permite combatir a las bacterias de los géneros Staphylococcus y Streptococcus y a la Escherichia coli, entre otros patógenos que afectan la salud del ser humano. La gentamicina, el meropenem y la cefalotina son otros antibióticos de uso extendido.

  • Compartir  

Referencias

Autor: Julián Pérez Porto. Publicado: 2015.
Definicion.de: Definición de antibiótico (http://definicion.de/antibiotico/)